Cómo negar lo obvio en la Matanza de Orlando


Cómo negar lo obvio en la Matanza de Orlando

El reciente tiroteos en el club Pulse de Orlando ya ha empezado a quedar sepultado en el ciclo informativo. La conmoción por el peor tiroteo masivo en la historia de Estados Unidos –en el que murieron 49 personas y resultaron heridas aún más, 53– ha  quedado empañada por varios elementos de distracción. Así, ha habido esta vez un debate sobre las leyes de armas de Estados Unidos y especulaciones sobre la sexualidad del atacante.

Leer mas ACÁ (Source: Cómo negar lo obvio en la Matanza de Orlando)

Activistas pro-gay culpan a cristianos por ataque en Orlando


Activistas pro-gay culpan a cristianos por ataque en Orlando

Dos abogados de la Unión Americana por las Libertades Civiles (ACLU, por sus siglas en inglés) están culpando a los cristianos por el tiroteo más fatal de la historia moderna de Estados Unidos, según la Agencia Católica de Noticias.

En Twitter, Chase Strangio, abogado de la ACLU, habló en contra de los que ofrecieron sus “pensamientos y oraciones” por las víctimas y sus familias.

“Usted sabe lo que es asqueroso, sus pensamientos y oraciones y la islamofobia después de crear este clima anti-homosexual”, escribió Strangio.

Strangio también reprendió “a la derecha cristiana” por promover leyes que garantizan los derechos de conciencia de los individuos y que los dueños de negocios estén intactos.

“La derecha cristiana ha introducido 200 proyectos de ley anti-LGBT en los últimos seis meses y las personas culpan al Islam por esto. No”, dijo.

Eunice Rho, otro miembro de la ACLU, reprendió a los legisladores republicanos que mostraron solidaridad y ofrecían oraciones después del tiroteo.

Rho dijo que los legisladores estaban detrás de la “Ley de Defensa de la Primera Enmienda extrema, anti-LGBT”.

Sin embargo, los líderes cristianos de todo el país rechazaron los argumentos de los abogados de la ACLU. Dicen que a pesar de que no apoyan el matrimonio homosexual, abogan por la dignidad de cada vida humana, independientemente de la orientación sexual de una persona.

Ellos dicen que es incorrecto afirmar que las políticas que impiden que una persona tenga que participar en una boda del mismo sexo estén conectados de alguna manera con el ataque terrorista en Orlando.

“Los cristianos que se han resistido a la redefinición del matrimonio, y que ahora quieren ser libres para vivir lo que su fe les enseña sobre la verdad del matrimonio, no odiar a nadie, y la legislación que protege su libertad no es ‘anti-LGBT’, excepto en las mentes de los encargados de hacer cumplir la conformidad con intolerancia de coacción”, dijo Mateo Franck, director de William E. and Carol G. Simon Center on Religion and the Constitution at the Witherspoon Institute, a la Agencia Católica de Noticias.

“La peor respuesta a una atrocidad es tomarlo como la validación de las propias pasiones políticas y una excusa para demonizar a uno de los oponentes políticos”, dijo Franck. “Por desgracia, esto es lo que algunos representantes de la Unión Americana por las Libertades Civiles han hecho”.

“A raíz del horror en Orlando, la tentación de demonizar a cualquier grupo que toma argumentos de sus derechos en la plaza pública – LGBT, cristianos o musulmanes – debe ser firmemente resistido por todas las personas de la decencia”, continuó Franck.

“Existe la intolerancia anti-LGBT y es erróneo. Esto debe ser condenado”, comentó Ryan T. Anderson, de Heritage Foundation y co-autor del libro titulado ¿Qué es el matrimonio?, a la Agencia Católica de Noticias. “No obstante, apoyar el matrimonio entre un hombre y una mujer y el baño para hombre y mujer, no son ejemplos de ello”.

Tony Perkins, presidente de Family Research Council, twitteo: “Nosotros lloramos con los que lloran a sus seres queridos ya que también lloramos con los que lloran la presencia de semejante maldad en el mundo. Romanos 12:15”.

“Al igual que todos los estadounidenses, estoy profundamente entristecido e indignado por el asesinato de 49 estadounidenses en Orlando”, escribió Jerry Boykin, vicepresidente ejecutivo de Family Research Council, en un mensaje en Facebook.

——–
http://www.cbn.com/mundocristiano/Estados-Unidos/2016/June/Activistas-pro-gay-culpan-a-cristianos-por-ataque-en-Orlando/

David Cameron anima a los ingleses a estar unidos «en sus valores cristianos» frente al terrorismo


David Cameron anima a los ingleses a estar unidos «en sus valores cristianos» frente al terrorismo

ReL, 29 marzo 2016

David Cameron en su mensaje de Semana Santa de 2016 pide unidad en los valores cristianos. El primer ministro británico David Cameron ha reivindicado los valores cristianos de Gran Bretaña en su discurso de Semana Santa, algo que ya hizo en su alocución de Navidad.

¿Puede la ciencia resolver el problema del terrorismo?


¿Puede la ciencia resolver el problema del terrorismo?

Autor: John Horgan

Fecha: 17 de noviembre de 2015

Fuente: Scientific American en español

A raíz de los ataques terroristas en París el 13 de noviembre, Scientific American republicó un artículo,  publicado originalmente tras el ataque al periódico parisino Charlie Hebdo en enero de 2015. Se trata de una entrevista con John Horgan, psicólogo irlandés experto en terrorismo.

Por más de 15 años,John Horgan ha llevado a cabo exhaustivas entrevistas con ex-militantes para entender por qué se acercan y alejan del terrorismo. Él ha escrito media docena de libros sobre terrorismo y ha sido consultor del FBI y otras agencias. Nació en Irlanda y recibió su doctorado en University College, Cork, y ahora dirige el Centro para Estudios del Terrorismo y la Seguridad de la Universidad de Massachusetts, en Lowell.

Horgan define el terrorismo como el usar –o amenazar con usar– la violencia por parte de  grupos que no son parte de un estado para alcanzar un cambio político y, al hacerlo, hacer de civiles no combatientes las víctimas inmediatas.

Segun Horgan afirma, terrorismo es una etiqueta que está típicamente reservada para los grupos no vinculados al estado.Aunque también muchos de los gobiernos se involucran en algún momento en actos que son similares en diseño y resultados a lo que llamamos “terrorismo”. Pero cuando los estados lo hacen, y cuando se sabe que lo hacen, el lenguaje cambia a algo como “terrorismo patrocinado por el estado” o incluso “crimen de guerra”.La psicología tiene un tremendo potencial tanto para moldear nuestro entendimiento del terrorismo como para ofrecernos la base para un marco de trabajo estratégico que permita reducir el comportamiento terrorista. Otras disciplinas se apropian cada vez más de conceptos psicológicos, notablemente ciencias políticas, sin ningún sentido claro de sus contextos o limitaciones.

Ante la pregunta ¿Tendremos alguna vez un mundo libre de terrorismo?
Horgan respondió que no, hasta que se vuelva una estrategia inefectiva y poco atractiva para los grupos que capitalizan la predictibilidad de las respuestas a sus acciones. Para que eso ocurra, se depende en parte de los estados, quienes sostendrían una alta posición moral, formulando respuestas basadas en evidencia, y no cayendo en las trampas que grupos terroristas arman tan inteligentemente para los estados. En otras palabras: no.

Horgan también explica que el contenido islámico es usado tanto como defensa de la actividad, como para la justificación para ciertas tácticas. Sin embargo, esto no es único del islam. Horgan cree que cada “creyente” puede ampararse en preceptos religiosos, especialmente si están luchando para justificarse a sí mismos (así como también a otros) con lo que se han involucrado. Es la participación no crítica en ideología religiosa lo que es comúnmente asociado con el terrorismo. Los convertidos son especialmente vulnerables a los reclutadores terroristas. Ellos no tienen un conocimiento religioso profundo que pudiera fácilmente refutar muchos de los argumentos cliché usados por los reclutadores en un intento por inspirar a los musulmanes jóvenes a movilizarse, en primer lugar.

Leer mas:

 

11-S. El día que cambió el mundo


11-S. El día que cambió el mundo

Autor: JOSÉ JAVIER ESPARZA

Los atentados del 11 de septiembre de 2001 cambiaron el mapa del mundo: ese día terminaba realmente el siglo XX, aquel que comenzó en los campos de batalla de 1914, y comenzaba un tiempo nuevo en el que el yihadismo iba a estar en el centro del desequilibrio mundial.

14 de septiembre de 2015

Nadie daba crédito: dos aviones comerciales se habían estrellado sucesivamente contra las torres gemelas del World Trade Center de Nueva York. Era, sí, el mismo escenario del atentado de 1993, pero esta vez en una dimensión aterradoramente superior. Aquel 11 de septiembre de 2001 todo el mundo –literalmente- vio en directo por televisión cómo los aviones chocaban contra el edificio, cómo la torre se incendiaba, cómo el orgulloso monumento del capitalismo internacional se desplomaba en una escena apocalíptica. Al mismo tiempo, otro avión comercial se precipitaba sobre el edificio del Pentágono. Luego se supo que aún hubo un cuarto avión destinado a impactar contra el Capitolio en Washington, pero la resistencia de los pasajeros lo empujó a campo abierto. En total, 2.973 muertos, más de 6.000 heridos y 24 desaparecidos, sin contar los terroristas suicidas. Las autoridades norteamericanas apuntaron inmediatamente a Al Qaeda. Habían sido ellos: la red islamista creada para combatir a la invasión soviética de Afganistán (y que contó inicialmente, por cierto, con abundante dinero americano). Los autores materiales de los atentados fueron diecinueve: quince saudíes, dos de los Emiratos, un libanés y un egipcio. Tirando del hilo apareció una densa red de ciudadanos norteamericanos de origen musulmán, incluidos los imanes de algunas mezquitas, que de un modo u otro habían estado en la conspiración. Y ese día cambió el mundo.

No hubo “final de la Historia”

Desde el hundimiento del bloque soviético en 1989, rubricado por la descomposición interior de la URSS dos años después, los Estados Unidos se habían convertido en la única potencia hegemónica: la superpotencia por antonomasia. El discurso del triunfo de la “democracia americana” llenaba no sólo la conciencia de la opinión pública estadounidense, sino también la de sus aliados europeos. No había enemigo que pudiera hacerle frente. Después de casi medio siglo de política de bloques, parecía evidente que ahora todo el planeta caminaría, tarde o temprano, hacia la unificación global en torno a los principios de la democracia liberal de mercado. La propia globalización de la economía, alentada desde el poder a partir de 1990, empujaba hacia tal destino. Eso era lo que había tras la etiqueta del “Fin de la Historia”. Y guardaba perfecta coherencia con el tradicional sueño americano de un Único Mundo (One World) donde los Estados Unidos actuarían como “nación moral” siempre dispuesta a guiar a la humanidad. Por eso los atentados del 11-S alcanzaron una repercusión superior incluso a la de su propio daño físico: eran una súbita transformación del paisaje.

El propósito de los líderes de Al Qaeda, el saudí Bin Laden y el egipcio Al-Zawahirí, era evidente: generar en las sociedades occidentales una conmoción sin retorno.Era previsible que esa conmoción produjera una reacción militar occidental contra el mundo musulmán. Y entonces éste –siempre según la teoría yihadista– entendería finalmente que debía unirse contra el “cruzado” y el “judío” frente a la agresión colonialista, la profanación de la tierra santa del Profeta, la opresión del pueblo palestino, etc. Llegaría así el momento de que la “vanguardia pionera” del islamismo, es decir, Al Qaeda, tomara el mando de la umma, la comunidad de los creyentes. Ellos habían derrotado al imperio soviético años atrás. Ellos habían asestado ahora a la potencia hegemónica del mundo el golpe más fuerte jamás sufrido por los Estados Unidos en su territorio. Ellos, Al Qaeda, eran la espada de Alá. Esa era la estrategia.

Pocas semanas después de los atentados del 11-S, Al-Zawahirí publicaba su libro Los caballeros a la sombra del estandarte del profeta. El libro era importante porque enunciaba todos los tópicos del yihadismo islamista y, por así decirlo, actuó como ”catón” para nuevos militantes. Y, además, Al-Zawahirí planteaba una tesis nueva y altamente significativa, a saber: que Europa era el campo de batalla inminente para la yihad. ¿Por qué? Porque Europa había dejado de ser tierra de creyentes, es decir, tierra de la “Gente del Libro”. Eso, en términos estrictamente coránicos, significa que a los europeos ya no se les puede aplicar la dawa, la predicación, el llamamiento a la conversión, sino que ahora el arma había de ser indiscutiblemente la yihad, la guerra, y atacar y matar hasta forzar la sumisión, como los “caballeros del profeta” Mahoma hicieron con las tribus idólatras del desierto árabe. Ese día, en efecto, había cambiado el mundo.

Europa: en la conmoción subsiguiente a los atentados, Europa descubrió súbitamente que tenía al enemigo en casa. Por todas partes aparecieron informaciones sobre mezquitas en las que se predicaba el odio y sobre ulemas que actuaban como portavoces de la yihad. En Europa había ya decenas de millones de musulmanes, fruto de la emigración sostenida desde treinta años atrás, en cuyo interior germinaba la semilla del islamismo. Una integración social y cultural deficiente o nula, una aplicación extremadamente indulgente de modelos “multiculturales”, una creciente exasperación identitaria en los inmigrantes de segunda o tercera generación, frecuentemente inadaptados o simplemente absorbidos por el sueño de un islam originario… Todo eso había ido construyendo un magma que alcanzaba dimensiones volcánicas en ciudades como Londres, donde el número de predicadores yihadistas era escandaloso. Todos los países europeos miraron en su interior. Lo que vieron les aterró.

Habla la guerra: Afganistán en Irak

La respuesta norteamericana a la provocación yihadista fue proclamar la War on Terror, la “guerra contra el terrorismo”, una iniciativa de muy amplio espectro secundada por la gran mayoría de los aliados de los Estados Unidos y que incluía medidas de diverso género (policial, financiero, político, etc.). La más contundente de las medidas fue la invasión de Afganistán en octubre de 2001. Estados Unidos exigió al régimen talibán que entregara a Bin Laden, allí refugiado. El caudillo afgano, el mulá Omar, dijo que no. Entonces empezó la guerra. Objetivos: uno, desarticular la base central de Al Qaeda atrapando o matando a sus líderes y desmantelando sus campos de entrenamiento; dos, derribar al régimen talibán.

El ataque contra Afganistán deshizo, ciertamente, la mayor parte de la estructura física de Al Qaeda en Afganistán, pero entonces el yihadismo abrió una segunda fase: la de la proliferación espontánea. Todo el “trabajo de red” de los años anteriores se tradujo en la aparición de un sinfín de grupos en todo el mundo musulmán que eran parte de Al Qaeda o decían serlo. En diciembre de 2001, un yihadista de nacionalidad británica, Richard Reid, es neutralizado cuando intentaba hacer explotar un avión que cubría el trayecto Paris-Miami. Reid era un delincuente de poca monta captado en la cárcel y entrenado después en Pakistán. En febrero de 2002, un grupo terrorista de Cachemira, Jaish-e-Mohammed (“el ejército de Mahoma”), secuestra en Pakistán al periodista del Wall Street Journal Daniel Pearl, judío norteamericano, y le obliga a grabar un vídeo de autoacusación; ante la misma videocámara, Pearl es decapitado. En octubre de 2002 aparece en Indonesia una Jemaa Islamiya que coloca dos bombas en Bali y mata a 202 personas hiriendo a otras 209. En Argelia, el Grupo Salafista para la Predicación y el Combate mata a lo largo de 2002 a más de 1.500 personas en atentados de todo tipo: contra sinagogas, contra turistas, contra niños que juegan al fútbol, contra comunidades campesinas… Y así sucesivamente. La lista de crímenes es abrumadora. Lo esencial es esto: Al Qaeda empezó a funcionar como una red cuyo centro estaba en todas partes y en ninguna. La guerra se hacía universal.

El siguiente paso en la guerra norteamericana contra el terrorismo fue la invasión de Irak en marzo de 2003. ¿Por qué Irak? Desde al menos dos años atrás –y antes, por tanto, de los atentados del 11-Su–, los Estados Unidos contemplaban la opción de establecer un punto fijo de control territorial en Oriente Medio que les sirviera como pivote geoestratégico para controlar una región vital. ¿Controlar qué exactamente? En primer lugar, los movimientos de Al-Qaeda. Además, la ofensiva islamista en Palestina: la segunda Intifada había empezado en septiembre de 2000 con claro protagonismo de Hamas. Añádase el flujo de petróleo y, naturalmente, sus precios. Más la inquietante actividad de Irán, cuyo apoyo a Hezbolá era decisivo. Se trataba de sentar una base física que permitiera cubrir todos esos objetivos, y esto estaba ya decidido al menos desde antes del verano de 2001. Esto es lo que se infiere de las revelaciones del ex secretario del Tesoro Paul O’Neill y coincide con lo que dijo en el mismo sentido el general Wesley Clark, ex comandante de las fuerzas de la OTAN durante la guerra de Kosovo. ¿Y eso no podían hacerlo Arabia Saudí y Turquía? Ya no. Las conexiones saudíes de los terroristas eran demasiado intensas y, en cuanto a Turquía, desde unos años atrás estaba asistiendo al crecimiento del “islamismo moderno” encabezado por Erdogan. Además, era también cuestión de prestigio: había que demostrar a todo el mundo que los Estados Unidos eran, en efecto, la única potencia hegemónica. E Irak, país muy debilitado, pero con unas fronteras muy apetecibles e importantes recursos petrolíferos, era el objetivo idóneo.

Desde un punto de vista bélico convencional, las guerras de Afganistán e Irak fueron rápidas y relativamente simples: se trataba de derrotar a ejércitos técnicamente inferiores, controlar el territorio, desmantelar las estructuras de poder y poner en su lugar a gobiernos nuevos que se esperaba poder formar con la propia oposición local. En Afganistán las operaciones militares comienzan el 7 de octubre y sólo dos meses después se ocupa Kandahar, la capital talibán. En Irak ocurriría algo semejante. Los combates propiamente dichos duraron poco. La ofensiva comenzó el 20 de marzo de 2003 y Bagdad cayó el 12 de abril.El 1 de mayo, el presidente George W. Bush declaraba formalmente el fin de los combates. La idea era nombrar ahora una “administración provisional” hasta que se pudiera reclutar un nuevo gobierno de entre las facciones de oposición al régimen de Sadam Hussein. Pero todo salió mal.

La expansión universal de Al Qaeda

Todo salió mal porque enseguida surgieron por todas partes, tanto en Afganistán como en Irak, grupos armados de mayor o menor tamaño que hacían la guerra por su cuenta, lo mismo para atacar a los americanos que para saquear las ciudades arruinadas o incluso para pelearse entre sí. La gran mayoría de esos grupos imprimía a sus acciones el sello de Al Qaeda. Y frecuentemente, por cierto, sólo el sello, porque a estas alturas Al Qaeda ya se había convertido sobre todo en un nombre que mil y un grupos yihadistas en todo el mundo esgrimían a modo de contraseña. Algunos formaban parte del entramado de Bin Laden. Otros se envolvían en esa bandera con el objetivo de ser adoptados por el gran referente de la yihad del siglo XXI.

Contar mil y un grupos tal vez sea quedarse corto. En 2002 aparece en Nigeria la milicia fundamentalista Boko Haram, fundada por el alfaquí salafista Mohammed Yusuf, que reivindica la doctrina de Ibn Taymiyya. En mayo de 2003, catorce yihadistas suicidas del Grupo Islámico Combatiente Marroquí, que es uno de los brazos del salafismo en el Magreb, atacan la Casa de España, el hotel Farah y diversos centros judíos en Casablanca y matan a 33 personas (además, doce de los suicidas murieron). Noviembre de ese mismo año es un mes negro, en Estambul, Turquía: dos coches bomba simultáneos contra sendas sinagogas (23 muertos y 277 heridos), dos atentados con bomba frente al consulado inglés y el banco HSBC (27 muertos, entre ellos el cónsul británico, y 450 heridos), dos bombas más en Ankara… Los atentados fueron reivindicados por el Frente de los Combatientes Islámicos del Gran Oriente y las Brigadas de Abu Hafs al-Masri. ¿Quiénes son? La policía turca aseguró que se trataba de Al Qaeda.

¿Todo eso era Al Qaeda?Sí. En el bien entendido de que Al Qaeda ya no era propiamente una organización, sino un aglomerado horizontal de células islamistas repartidas por todo el mundo que sacaban provecho de las redes de financiación, entrenamiento, logística, municionamiento y, por supuesto, ideología tendidas por Bin Laden y Al-Zahawirí desde Afganistán. Este último aspecto, el de la ideología, es absolutamente básico para entender todo lo que había pasado por el momento y lo que aún había de pasar. Porque sosteniendo al despliegue de muerte de Al Qaeda y sus mil y un rostros, había y aún habría en el futuro inmediato una interpretación literalista del Corán que bebía en las mismas fuentes de Mahoma, de las escuelas de jurisprudencia, de la yihad tal y como fue definida en el siglo VII, de los Ibn Taymiyya y compañía, y de los teóricos “revivalistas” del islamismo desde Maududi hasta Qutb, y todo ese magma hecho de pasado que no pasa, de Historia congelada, de identidad exasperada por la derrota, de “caballeros a la sombra del profeta”, todo eso era envuelto por las voces de mil imanes, desde sus mezquitas, en una promesa suicida de redención que a su vez era escuchada con fascinación por cientos de miles de musulmanes en todo el mundo. Y de modo muy particular, en Europa.

¿Podemos seguir? El 11 de marzo de 2004, Madrid. El 7 de julio de 2005, Londres. Cuando alguien tuvo la ocurrencia de animar a la oposición “democrática” en los países musulmanes y estimular la llamada “primavera árabe”, el balance fue un recrudecimiento del islamismo. Y cuando alguien quiso repetir en Siria el intento de Irak, el resultado fue una guerra civil a cuyo calor creció el monstruo del Estado Islámico, nacido directamente de una escisión de Al Qaeda.

Todo lo que hoy estamos viviendo empezó entonces, aquel 11 de septiembre de 2001. Los atentados de las Torres Gemelas, el gran golpe de Al Qaeda, globalizaron el terror, propagaron el terrorismo yihadista por todo el mundo y dieron la señal de partida para una guerra que aún continúa.

——————

http://www.elmanifiesto.com/articulos.asp?idarticulo=5174

Forbes Israel: «Hamás, 2° grupo terrorista más rico del mundo»


Forbes Israel: «Hamás, 2° grupo terrorista más rico del mundo»

hamas

Hamás es una de las dos organizaciones terroristas más ricas del mundo, sólo superada por el grupo Estado Islámico, según informó la revista Forbes Israel.

Para financiar sus operaciones, los grupos terroristas no sólo utilizan en algún momento métodos similares a los utilizados por las organizaciones delictivas, como el tráfico de drogas, robos y extorsiones, sino que también recaudan dinero a través de organizaciones benéficas, donaciones y, en algunos casos, organismos gubernamentales, según el informe. Una organización terrorista, como cualquier otra organización grande, tiene un modelo de negocio para financiar sus actividades: de mantenimiento, salarios y capacitación, para la adquisición de armas y vehículos.

La organización terrorista más rica hoy – y en la historia – es el Estado Islámico. Según Forbes, el grupo islámico, también conocido por las siglas ISIS o ISIL, tiene una facturación anual de 2 mil millones de dólares. Hamás viene en segundo lugar, con un ingreso anual de mil millones de dólares.

En cuanto al resto de la lista: las FARC de Colombia ocupa el tercer lugar con 600 millones de dólares; Hezbolá es el cuarto con 500 millones dólares; quinto es el Talibán con 400 millones de dólares; Al-Qaida y sus afiliados con 150 millones; Lashkar e-Taiba de Pakistán, con 100 millones; Al-Shabaab de Somalia con 100 millones; IRA Auténtico con 50 millones; y el último de los diez es Boko Haram de Nigeria, con 25 millones dólares de ingresos anuales.

El Tesoro de Estados Unidos estima que ISIS gana 1 millón de dólares al día de la venta de petróleo crudo de los campos que capturó en Siria e Irak. Según Forbes Israel, sin embargo, la cifra se acerca a 3 millones de dólares al día. El flujo de dinero permite a ISIS para ampliar sus operaciones en el Medio Oriente, reclutar a combatientes extranjeros y capacitarlos, entre otras cosas.

El informe describe la toma de Gaza por Hamás en 2007 como el momento desde el que entró a “las grandes ligas”. Hoy en día, Hamás ahora ya no sólo depende de las donaciones, sino que es capaz de cobrar impuestos a los civiles y las empresas. Pero eso no es todo. El informe dice que Hamás también recibe toda la ayuda internacional a Gaza donada por países extranjeros, árabes y otros.

Fuentes: Aurora – Jai Uruguay

—————-

Copiado de

http://www.hebreos.net/forbes-israel-hamas-2-grupo-terrorista-mas-rico-del-mundo/

¿Qué se entiende por terrorismo?


¿Qué se entiende por terrorismo?

Autor:Leo Boff

2014-02-25

Las manifestaciones pacíficas de junio y julio de 2013 en Brasil y otras en lo que va del año 2014 mostraron también paralelamente la actuación violenta de los Black Blocks que, enmascarados, cometían actos vandálicos, atacaban a policías, culminando con la muerte del camarógrafo Santiago de Andrade. Se planteó entonces el tema del terrorismo.

Es arriesgado empezar calificando de terrorismo los actos violentos practicados. Estos se produjeron en el seno de grupos insatisfechos con ciertas alianzas del PT con políticos altamente desacreditados o como reacción a la violencia policial. Puede estar presente un rasgo ideológico como oposición radical al sistema macroeconómico neoliberal, dentro del cual se sitúa Brasil. Embisten contra sus símbolos, como los bancos, dañándolos. Piensan ilusamente que rompiendo sus fachadas alcanzan el corazón del sistema. Éste no cambia por la “violencia simbólica” sino por un proceso histórico-social, generalmente prolongado. Tales grupos están cargados de decepción y amargura y dan rienda suelta a su estado de ánimo a través de acciones destructivas.

¿Se pueden calificar tales actos como expresión de terrorismo? Pienso que no sería exacto. El terrorismo tiene por detrás un radicalismo excluyente sea de naturaleza religiosa o política. Lleva a los militantes a sacrificar la vida para sus propósitos. Fue paradigmático el terrorismo islámico que llevó al atentado del 11 de septiembre de 2001 contra Estados Unidos. A partir de entonces el miedo se instaló en todo el país. Y el miedo produce fantasmas que desestabilizan a las personas y el orden vigente. Así, por ejemplo, un árabe en Nueva York pide información a un policía y éste lo detiene, imaginando que se trata de un terrorista. Después se comprueba que era un simple ciudadano inocente.

Esta fenomenología muestra la singularidad del terrorismo: la ocupación de las mentes. En las guerras y en las guerrillas se necesita ocupar el espacio físico para imponerse efectivamente. Así fue en Afganistán y en Irak. En el terror, no. Basta ocupar las mentes con amenazas que producen miedo, internalizado en la población y en el gobierno. Los norteamericanos ocuparon físicamente el Afganistán de los talibanes y el Irak de Saddam Hussein, pero Al Qaeda ocupó psicológicamente las mentes de los norteamericanos. La profecía que hizo el 8 de octubre de 2001 el autor intelectual de los atentados del 11 de septiembre, el todavía vivo Osama Bin Laden, se realizó: “Estados Unidos no tendrá seguridad, nunca más, nunca más tendrá paz”.

Para dominar las mentes por el miedo, el terrorismo sigue la siguiente estrategia: (1) los actos tienen que ser espectaculares, en caso contrario, no causan una conmoción generalizada; (2) a pesar de ser odiados, deben provocar admiración por la sagacidad empleada; (3) deben sugerir que han sido minuciosamente preparados; (4) deben ser imprevistos para dar la impresión de ser incontrolables; (5) sus autores deben quedar en el anonimato (usar máscaras) porque cuantos más sospechosos, mayor miedo; (6) deben provocar miedo permanente; (7) deben alterar la percepción de la realidad: cualquier cosa diferente puede configurar el terror.

De modo formal: terrorismo es toda violencia espectacular, practicada con el propósito de ocupar las mentes con miedo y pavor. Lo importante no es la violencia en sí sino su carácter espectacular, capaz de dominar las mentes de todos.

Está en debate en el Ministerio de Justicia, en los órganos de seguridad del Estado y en el Parlamento una legislación que trata de tipificar los actos destructivos de los Black Blocks como terrorismo. Pero cuidado, no se trata de terrorismo como el que he descrito. Los actos, por su carácter destructivo, tienen rasgos de terrorismo sin ser terrorismo propiamente dicho. Si lo tratamos como terrorismo, como ya lo advirtió el Ministro de Justicia Eduardo Cardoso, corremos el riesgo de instaurar el miedo en la sociedad, miedo que acaba inhibiendo las manifestaciones populares. Con medidas de carácter anti-terrorista podemos estar llevando agua al molino de los Black-Blocks: ocupar, por el miedo, las mentes de la población. Basta aplicar las leyes existentes con las sanciones en ellas previstas.

Más importante que saber quien cometió y comete actos de violencia es saber por qué se recurre a ellos. El analista político Wanderley Guilherme dos Santos que se dio a conocer por preanunciar el golpe civil-militar de 1964 con el texto “Quién va a dar el golpe en Brasil” en el Boletín Carta Maior de febrero nos alerta sobre los Whitetblocks: los dueños del capital, nacional e internacional, que no quieren ningún cambio por temor a perder su nivel de acumulación. No es imposible que puedan estar detrás de los Black blocks. De ahí la importancia del seguimiento por parte de los órganos de información del Estado, pues el golpe civil-militar de 1964 nos dejó serios indicios respecto a estas fuerzas. Fue un golpe de clase con uso de la fuerza militar. Nuestra sociedad altamente desigual y discriminatoria ofrece siempre razones para la indignación violenta. Cumplir la Constitución posibilitando educación, garantizando lo mínimo para todos, mostrando amor a las personas como lo ha hecho, ejemplarmente, la esposa del camarógrafo Santiago de Andrade y la ministra Maria do Rosário, de la Secretaría Nacional de Derechos Humanos, son caminos de otro tipo de estrategia política, ciertamente más eficaces que la pura y simple represión policial, que ataca los efectos pero no llega al corazón de esta violencia, que, si no se contrarresta puede transformarse en eventual terrorismo organizado.

Página de Boff en Koinonía

—————–

http://www.servicioskoinonia.org/boff/articulo.php?num=622

En EEUU: 8 veces más probabilidades de morir a manos de un policía que de un terrorista


En EEUU: 8 veces más probabilidades de morir a manos de un policía que de un terrorista

26 diciembre 2013
police-state
El terrorismo en los últimos años se convirtió en una agenda política en Estados Unidos, particularmente en el gobierno de Bush, pero también continuado por Barack Obama (ahora con el ciberterrorismo) y en muchos otros países.

Un interesante post publicado por Jim Harper en el sitio del Cato Institute hace referencia a una interesante reflexión: “el miedo al terrorismo nos hace estúpidos” y comparte una serie de datos que hace pensar que este temor es más bien ridículo.

Reportes estadísticos del National Safety Council, el National Center for Health Statistics y el Censo de Estados Unidos revelan datos que nos hacen cuestionar la cultura del pánico y la enorme cantidad de recursos que se distribuyen para supuestamente acabar con el terrorismo, una amenaza invisible y a fin de cuentas bastante poco letal en comparación con otros problemas que enfrenta el hombre moderno.

Aquí algunas cifras, entre ellas, la escandalizante realidad de que es más probable que la misma policía sea la que determine la muerte de un ciudadano estadounidense, que un terrorista:

  • Tienes 17,600 veces más probabilidades de morir de un ataque al corazón, que de un ataque terrorista.
  • Tienes 11 mil ves más probabilidades de morir en un accidente aéreo, que de un ataque terrorista que involucre un avión.
  • Tienes 1,048 veces más probabilidades de morir en un accidente de auto, que en un ataque terrorista.
  • Tienes 9 veces más probabilidades de morir de asfixia accidental en tu cama, que de un ataque terrorista.
  • Tienes 8 veces más probabilidades de morir a manos de un policía, que de un terrorista.
  • Tienes 6 veces más probabilidades de morir a consecuencia de un clima cálido, que de un ataque terrorista.

Las cifras anteriores nos hacen reflexionar sobre lo absurdo que es preocuparse pof sufrir un ataque terrorista y toda la ridícula maquinaria propagandística en torno a esta amenaza.

——————

http://www.cubadebate.cu/?p=332045

El estado como anatema parte 3


El estado como anatema parte 3

Autor:Paulo Arieu

“Se requieren hombres buenos para tener una buena sociedad, no otra elección.” (R. J. Rushdoony)

Introducción

Terrorismo-de-Estado

Se llama “Teoría de los dos demonios”, a aquella hipótesis que pretende explicar la violencia desatada en la Argentina durante el Proceso de Reorganización Nacional (1976/1983) a partir del enfrentamiento (o guerra) entre dos bandos o “demonios”: las organizaciones guerrilleras (Montoneros, ERP) y las Fuerzas Armadas. Muchos sostienen que dicha teoría encuentra su origen en el prólogo al “Nunca Más” (informe de la Conadep, sobre la desaparición de personas durante la dictadura), en el que Ernesto Sábato escribe:

Durante la década del 70 la Argentina fue convulsionada por un terror que provenía tanto desde la extrema derecha como de la extrema izquierda […] a los delitos de los terroristas, las Fuerzas Armadas respondieron con un terrorismo infinitamente peor que el combatido, porque desde el 24 de marzo de 1976 contaron con el poderío y la impunidad del Estado absoluto, secuestrando, torturando y asesinando a miles de seres humanos.

Si bien es correcto afirmar que Sábato habla de dos violencias, no lo hace en términos equivalentes, ya que condena claramente al Terrorismo de Estado. Lo que sí me parece erróneo, es el establecimiento de una causalidad entre el golpe de Estado perpetrado en 1976 y el accionar guerrillero, utilizada por aquellos que quieren justificar la Dictadura.

Como si lo que hubiera ocurrido hubiera sido un caso de estímulo-respuesta. Claramente la excusa de la violencia terrorista sirvió para imponer el golpe, para poder así, por la fuerza, imponer un nuevo modelo económico, controlado por el capital financiero internacional. Los beneficiados por el nuevo modelo serían los bancos extranjeros, el empresariado liberal y los sectores agropecuarios; mientras que aquellos que se opondrán serán reprimidos y silenciados por el aparato represivo estatal.

Pero el cuestionar el Terrorismo de Estado, no significa justificar la violencia terrorista.Existe una critica justificada,como cita el argentino A.Perez Ezquivel, candidato a premio nobel de la paz

[…] No podemos dejar de señalar que en varios países del continente y en la Argentina había guerrillas. Estas deberían haber sido contenidas a través de las leyes vigentes y dentro del marco del estado de derecho. (Adolfo Perez Esquivel)

En este marco, lo que en Argentina se llevó a cabo, no fue ni un error, ni un exceso, fue un genocidio que obedeció a un plan sistemático de desaparición de personas.

Rita C. Kuyumciyan lo define así:

“El genocidio es la instrumentación masiva del terror (…) Genocidio significa la aniquilación coordinada y planeada de un grupo nacional, religioso o racial” (Rita C. Kuyumciyan, El primer genocidio del siglo XX, Planeta, Buenos Aires, 2009, p. 53).

Luego de la Declaración de los Derechos Humanos realizada por las Naciones Unidas en 1948,se irán agregando los grupos sociales, políticos, ideológicos.

La actual política oficial refuta la teoría de los dos demonios. Y lo hizo explícitamente al reformular el prólogo de Sábato en una reedición del “Nunca Más” en 2006.

“Es preciso dejar claramente establecido, porque lo requiere la construcción del futuro sobre bases firmes, que es inaceptable pretender justificar el terrorismo de Estado como una suerte de juego de violencias contrapuestas como si fuera posible buscar una simetría justificatoria en la acción de particulares frente al apartamiento de los fines propios de la Nación y del Estado, que son irrenunciables”.

El nuevo prólogo provocó una fuerte polémica, entre aquellos que habían trabajado en el informe original en 1984 y la Secretaría de Derechos Humanos de la Nación de la gestión de Nestor Kirchner.  Creo que es hora ya, de que en el camino de la búsqueda de la verdad, nos hagamos cargo como sociedad de los errores del pasado. Para que no vuelvan a repetirse, Nunca más[2] Porque como dijo Sofía Guterman, madre de una de las víctimas del atentado de la AMIA (Buenos Aires) por parte de los terroristas fundamentalistas iranies, quien sentenció recientemente que los “muertos no se negocia..con los asesinos no se negocia…con la sangre no se negocia”[8]

Cuandos los pueblos no se callan la boca

Muchos en aquel momento en Argentina, se callaron la boca. Otros mas,la abrieron, y desaparecieron para no volver jamas.El silencio siempre tiene un precio,pero hay que ser muy valiente también para abrir la boca y atenerse a las consecuencias. Pero ahora, quiero que hagamos un muy breve repaso de lo que ha acontecido con la juventud de otro pais, la norteamericana durante el transcurso del año 2012; algunos de estos incidentes tuvieron gran publicidad, mientras que otros casi no se hablaron de ellos.[0]

Esta es otra sociedad distinta, es otra época, también es otra cultura, hay otra educación, y hay un gobierno democrático (o mejor plutocrático si le gusta mas) y sin embargo, la violencia repite su extraño proceso.No se trata de genocidios ni de ataques de grupos guerrilleros o paramilitares,pero es violencia al fin.

a) 27 de febrero 2012. Chardon High School, Chardon, Ohio. En la mañana del 27 de febrero, el joven T.J. Lane de 17 años de edad, entró en la cafetería de la Escuela Secundaria Chardon, sacó una pistola calibre .22 y comenzó a disparar a los estudiantes allí reunidos antes de la clase. Tres personas murieron y otros tres resultaron heridos

b) 8 de marzo 2012. University of Pittsburgh Medical Center, Pittsburgh, Pa. Alrededor de la 1:40 pm del 8 de marzo, la policía dice que John F. Shick, de 30 años, entró en el Western Psychiatric Institute y Clínica y comenzó a disparar. Una persona murió y siete resultaron heridos en el ataque.

c) 2 de abril 2012. Oikos University , Oakland, Calif. El 2 de abril, One L. Goh, de 43 años, mató a siete personas e hirió a tres más, cuando abrió fuego en la pequeña universidad cristiana en Oakland. Goh había sido estudiante de enfermería en la universidad, antes de retirarse en 2011.

d) 9 de junio 2012. Auburn University fiesta en la piscina, Auburn, Ala. Durante una fiesta por la tarde en la piscina en un complejo de apartamentos cerca del campus de la Universidad de Auburn, Desmonta Leonard, de 22 años de edad, entro en una discusión acerca de una mujer y luego abrió fuego, matando a tres personas e hiriendo a otros tres.

e) 20 de julio 2012. Cine Century 16, Colorado. Justo después de la medianoche del 20 de julio, James Holmes de 24 años de edad, vestido de negro y luciendo casi de cabeza a los pies vestido táctico, desató una especie de bomba de humo en el interior de Teatro 9 del cine del Century 16. Holmes entonces comenzó a disparar contra el público, que estaba allí para ver un estreno de la nueva película de Batman, “The Dark Knight Rises”. Doce personas murieron, 58 resultaron heridos, varios de los cuales siguen hospitalizados.

f) 11 de diciembre 2012. Clackamas Town Center (Centro Urbano), Clackamas, Ore. Jacob Tyler Roberts, de 22 años, entró en el centro comercial con una máscara estilo de hockey y un chaleco cargado de munición, abrió fuego y mató a dos personas y luego se suicidó. Se dice que la razón por la que no pudo seguir matando a mas fue porque el arma se le encasquillo y no la supo desencasquillar.

g) 14 de diciembre 2012. Sandy Hook Elementary School, Newtown, Connecticut. Un poco después de las 9:30 am, Adam Lanza de 20 años de edad, abrió fuego dentro de la escuela primaria del cuarto grado, matando a 20 niños y un adulto antes de suicidarse. Lanza también había asesinado a su madre, Nancy Lanza, antes de entrar en la escuela.

Como les dije, no he cubierto todos los incidentes violentos que han causado pérdida de vidas inocentes, y gran dolor en los corazones de los padres y todos las demás otras personas afectadas, pero creo que con solo estos pequeños ejemplos puedo ilustrar que la humanidad “cristianizada” tal como la conocíamos en otra época, está lentamente desapareciendo.

Pero es ahora cuando debemos preguntarnos; ¿por qué están sucediendo estas cosas? Porque será tambien que no hablamos los cristianos públicamente de lo que está pasando, pero desde una perspectiva cristiana? Será miedo, será temor ,o será ignorancia? Ortega y Gasset escribió que

Ya en tiempo de los Antoninos se advierte claramente un extraño fenómeno, menos subrayado y analizado de lo que debiera: los hombres se han vuelto estúpidos. El proceso venía de tiempo atrás. Se ha dicho, con alguna razón, que el estoico Posidonio, maestro de Cicerón, es el último hombre antiguo capaz de colocarse ante los hechos con la mente porosa y activa, dispuesto a investigarlos. Después de él, las cabezas se obliteran y, salvo los alejandrinos, no van a hacer más que repetir, estereotipar.[4]

Porque razones?

Equivocados o no, los autores de la II Enmienda intentaron impedir que las armas fueran monopolio del poder y de asegurar que los individuos pudieran defenderse por ellos mismos, no sólo frente a los delincuentes sino también ante los opresores.[15]

Para entender mejor las razones, vemos que para una investigación sobre las causas, incluyendo la segregación económica y residencial, haría falta un libro. Según el trabajo realizado por el psicólogo cognitivo Steven Pinker en su libro Los ángeles que llevamos dentro,  una de las razones de tanta violencia en E.U, es que las comunidades de afroamericanos de bajos ingresos eran efectivamente apátridas que se basaban en una cultura del honor (a veces denominada “código de las calles”) para defender sus intereses en vez de recurrir a los tribunales. Pero si revisamos la historia de Estados Unidos, descubriremos que la misión civilizadora del gobierno nunca penetró en el Sur americano tanto como en el Nordeste del país. Es decir, que los americanos, sobre todo los del Sur y el Oeste, nunca terminaron de firmar un contrato social que otorgara al gobierno el monopolio del uso legítimo de la fuerza. En buena parte de la historia americana, la fuerza legítima también la ejercieron pandillas, grupos parapoliciales, bandas de linchadores, policía privada, agencias de detectives o Pinkertones, y se solía considerar una prerrogativa del individuo. Según los historiadores, en el Sur este poder compartido ha sido siempre algo sagrado.[12]

Ni mi esposa ni yo usamos armas. Confiamos en la soberania de nuestro Dios y creemos confiadamente que Dios nos guardará del maligno.(Sal.23;Sal.91) Pero el uso de armas de fuego, depende de las leyes de cada país y de la conciencia de cada individuo.Yo respeto completamente cualquier decisión coherente que se tenga al respecto;y cuando alguien se siente confundido por este tema, debería de asesorerse en alguna oficina gubernamental acerca de cuáles son sus derechos civiles, teniendo en cuenta que en Estados Unidos hay 89 armas cada 100 personas [11].

Pero uno se pregunta entonces porque diablos nos sucede todo esto? Cuando nos preguntamos, o hacemos la pregunta: ¿por qué estamos viendo estos brutales y despiadados eventos suceder en E.U?, la mayoría del pueblo americano, especialmente los políticos, quienes manipulan estos eventos despiadados para llevar a cabo sus propósitos, culpan la posesión de armas de fuego por el pueblo, (Segunda Enmienda en la Constitución garantiza el derecho individual a portar armas), y tratarán de eliminar nuestros derechos constitucionales. [5]

En otras palabras, tratarán de hacer ilegal la posesión de armas de fuego por individuos. Pero el gran problema que existe con esto es que el día que hagan la posesión de armas ilegal, los únicos que estarán armados serán los criminales, ya que a ellos no les importa el proceso de registración que existe, y mucho menos la ley.Siempre, todo lo que los políticos dicen suena muy bonito, todo aparenta tener gran sentido. Ortega y Gasset lo explica bien claro

La misión del llamado «intelectual» es, en cierto modo, opuesta a la del político. La obra intelectual aspira, con frecuencia en vano, a aclarar un poco las cosas, mientras que la del político suele, por el contrario, consistir en confundirlas más de lo que estaban.[6]

El problema está en el adoctrinamiento esceptico que reciben las masas en estos dias. La juventud la recibe a través de las películas de cine, programas de televisor, revistas, libros, y demás, donde se promueve lo malo y perverso, y lo hacen lucir como algo normal.  A través de los supuestos juegos inofensivos de video se promueven el crimen, el asesinato, y la violencia.

Pero el problema en E.U. no son en si las armas de fuego, el problema es el adoctrinamiento que ha recibido y está recibiendo la juventud.

Pero hay otros países que han respondido a este tipo de masacres y tiroteos endureciendo las leyes que regulan la posesión de armas.El acceso a las armas de fuego en países como Reino Unido se limitó tras la masacre de Hungerford en 1987, y las armas de fuego fueron efectivamente prohibidas tras el tiroteo de una escuela en Dublane en 1996.Australia ha introducido una nueva ley de armas después de la muerte a tiros de 35 personas en Port Arthur, Tasmania.En Finlandia, que tiene una de las regulaciones de armas más relajadas y que cuenta con un álto índice de posesión de armas de fuego, se establecieron restricciones en permisos de armas después de que un tiroteo en una escuela dejara un balance de 11 muertos. Pero no todas estas atrocidades han desencadenado la misma respuesta. En Noruega, donde las restricciones de armas ya eran fuertes, no se endurecieron las leyes de armas después de los ataques perpetrados por Anders Behring Breivik en 2011.[13]

La razón por la que estamos viendo estos eventos despiadados y violentos suceder es porque nadie quiere reconocer la verdad; todos hacen excusas y buscan culpar al individuo, o las leyes, pero la razón por la que estamos viendo estos eventos suceder no son ninguna de estas cosas.

La razón por la que estamos viendo estas cosas suceder es porque el hombre ha elegido botar a Dios de la sociedad. El hombre ha escogido apartarse de la moralidad; el hombre ha escogido aparatarse de Dios y sus mandamientos por completo. La razón por la que estamos viendo, y continuaremos viendo estos tipos de eventos violentos y drásticos suceder es porque el pueblo de Dios ha escogido no formar “El alboroto en Tesalónica”.(cf. Éx. 20:1-17; Deut. 5:1-21)

Los que apoyan mayores regulaciones destacan el hecho de que Estados Unidos registra 2,2 homicidios por arma de fuego por cada 100.000 personas, en comparación con los 1,6 de Canadá, 1,0 de Australia y 0,1 de Reino Unido y Gales, según un reporte publicado en 2012 por la oficina para el Crimen y Drogas de Naciones Unidas. Pero incluso los más férreos defensores del control de armas admiten que podría ser imposible implementar leyes de armas similares a las de países como Reino Unido en Estados Unidos, una nación que casi cuenta con un arma por ciudadano.

Música rock y terrorismo en E.U?

Comunmente trato de mantener buen sentido del humor, aun ante lo grotesco.Pero me pregunto que tiene que ver el terrorismo con el rock? Y esto no es un problema de gustos musicales. Pero para que ligar una cosa con la otra? Y despues nos asombramos en E.U cuando pasan tragedias y nos arrancamos las vestiduras y preguntamos porque Dios mio permitiste esto?

La revista Rolling Stone está siendo bombardeada de críticas por su portada en donde aparece la fotografía del sospechoso del atentado en Boston, Dzhokhar Tsarnaev. El artículo, escrito por la editora Janet Reitman, se titula “El Terrorista: Cómo un popular y prometedor estudiante fue defraudado por su familia, cayó en el Islam radical y se convirtió en un monstruo”. El reportaje incluye entrevistas con amigos de la infancia y de la universidad, maestros, vecinos y los oficiales de policía. Los lectores, sobre todo en Boston, criticaron duramente a la revista en su página de Facebook, alegando que la portada está transformando a un terrorista en una “estrella de rock”. La Farmacia CVS, Walgreens y las tiendas Tedeschi se han rehusado a vender copias de la revista. Tedeschi escribió en su página de Facebook: “No podemos apoyar las acciones que sirven para glorificar las malvadas acciones de alguien. La música y el terrorismo no se pueden mezclar”. La cadena CVS, con sede en Woonsocket, escribió en su página de Facebook: “Como empresa con profundas raíces en Nueva Inglaterra y una fuerte presencia en Boston, creemos que esta es la decisión correcta por respeto a las víctimas del ataque y a sus seres queridos”. [14]

¿Dónde está nuestro sentido de la decencia humana y compasión? ¿Cómo podemos glorificar a un asesino poniéndolo en la misma portada que una estrella de rock? El dolor de las víctimas del atentado en la maratón de Boston sigue tan vivo. Muchos de ellos todavía están aprendiendo a vivir sin extremidades. Sin hijos. Sin amargura. Y he aquí una fotografía gritándole en sus caras: “No me sucedió a mí. Es muy triste. Pero no me importa. Estoy más interesado en el furor que produce este chico, en mostrarle a todos lo ‘normal’ que era y en explicar por qué es una pobre ‘víctima’”. Esto no es lo que somos realmente. Nadie debería ser así, incluyendo a los editores de la revista Rolling Stone. Incluso si es una “buena historia”. No ser capaces de sentir el dolor del otro es una trágica falta.[16]

No todo el mundo calla la boca

Pero no todos se callan la boca cuando algo no les agrada. La revista ‘Newsweek’ calificó en su día al presidente de Estados Unidos, Barack Obama, como el “primer presidente gay de la historia”.[3]  Lo hizo a cuenta de su manifestación pública de apoyo al matrimonio entre personas del mismo sexo. Desde entonces, el mandatario ha tenido la oportunidad de ver cómo el Tribunal Supremo emitía un histórico fallo en contra de la ley federal de defensa del matrimonio (DOMA) vigente desde los tiempos de la Administración Clinton, y ha aprobado los nombramientos de algunos embajadores gais como James Costos, que reemplazará a Alan B. Solomont al frente de la legación estadounidense en España, o James ‘Wally’ Brewster, quien encabezará la delegación en República Dominicana.

Bien dijo Cristo que cuando sus discipulos se callan la boca, hasta las piedras hablan!!! (Cf. Luc. 19:40)

Respuestas burlonas

newsweek

A OBAMA, a quien muchos creían “evangélico”, con su engañadora campaña muchos lo veían como un “mesías”; pero recientemente, en Republica Dominicana, el cardenal de Santo Domingo rechazó su embajador y se “burló” del embajador gay USA. Llamó “maricón” a James ‘Wally’ Brewster. El cardenal católico Nicolás de Jesús López Rodríguez, arzobispo de Santo Domingo, le llamó “maricón” durante una rueda de prensa.

“En Estados Unidos todo puede ocurrir, pero no hay nadie en este país que no conozca mi posición al respecto”, añadió el cardenal. “Espero que no venga al país, porque sé que si viene va a sufrir y se tendrá que ir”, prosiguió.[9]

Otro representante de la comunidad religiosa, el sacerdote Cristóbal Cardozo, líder de la Fraternidad Evangélica Dominicana, ha señalado por su parte que el nombramiento de Brewster representa “un insulto a las buenas costumbres de los dominicanos”. También el Movimiento Izquierda Unida (MIU), una formación aliada del oficialismo, se ha posicionado en contra de James ‘Wally’ Brewster y ha remitido una carta al Senado, que debe confirmar el nombramiento, en la que expresa su preocupación por la designación de un gay. Estos líderes religiosos han argumentado que la designación de ha llevado a cabo “sin tener en cuenta las peculiaridades culturales y los principios religiosos del pueblo dominicano”.[10]

La coyuntura actual en la que varios congresos y cortes del mundo han tenido el atrevimiento de redefinir el matrimonio, debe mover a los cristianos a tomar una postura relevante delante del país, del ente legislador y los tribunales. Y no todo el mundo se va a quedar sentado cuando sus emociones son heridas, o su religión, sus costumbres, el arte,su moral. Cuando se quiere someter a un pueblo, se le prohíbe hablar su idioma, se le prohíbe adorar a Dios, se suplantan sus costumbres y se destroza su arte, se mata el alma de un pueblo.Se gangrena la moral de una nación.(cf. Daniel 1)

En una famosa carta escrita por el pte. norteamericano Truman al papa católico romano en el año 1952, dijo

Por lo tanto, señor Pacelli, es mi deber como Jefe de este país predominantemente protestante, rechazar sus propuestas a guisa de alianza, de pacto de paz . ” Los que comen en el plato en que el Diablo está comiendo, deben usar una cuchara muy larga”.Continuaré mi labor para lograr y mantener la paz como buen bautista, conservando los honrados principios protestantes que hicieron poderosa nuestra nación y trabajando por ellos.[7]

Cuan lejos parece haber quedado todo este discurso, a tan solo 61 años de distancia. Es como bien dijo Rushdoon, “se requieren hombres buenos para tener una buena sociedad, no otra elección”. Cada pais tiene el presidente que se merece,dice un dicho popular.Y muchas veces me siento tentado a creer que es verdad.

Dios lo bendiga mucho.

———–

Notas

[0] CBS News – Mass Shootings in 2012: Crimesider reports on this year’s public shootings – por: Julia Dahl, cit en http://www.elnuevopacto.com/predicaciones-escritas/445-el-alboroto-en-tesalonica.html?showall=&start=1

[1]http://reformadoreformandome.wordpress.com/2013/07/18/algunas-implicaciones-de-1-pedro-3-15-16

[2] José Pablo Feinmann, filosofo argentino, nos termina de despejar las dudas: “El genocidio implica la desaparición de los cuerpos de las víctimas. La masacre argentina intentó cobijarse bajo esa metodología: sin cuerpos no habría matanza. ¿Dónde estaba la prueba? De aquí la célebre frase del ex presidente general Videla: “Un desaparecido es alguien que no está. Se evaporó”. Para erradicar toda teoría del “empate” o de “los dos demonios” este punto es central (…) No hay empate y hay un solo demonio: el que no entregó los cuerpos.

Es distinto tener el cuerpo del ser querido, velarlo, enterrarlo según sus valores religiosos y tener una tumba donde ir a recordarlo o lo que sea: para poder expresar en un susurro el lento devenir del dolor, su intimidad. Es distinto esto que no tenerlo. Cuando una madre o un padre esperan eternamente el regreso del hijo “evaporado” (según la aberrante terminología del condenado Videla), el dolor de esa ausencia es un dolor que no cesa, no puede cesar. Sólo cesaría con el retorno del hijo perdido o de su cuerpo. Si los que esperan por los desaparecidos tuvieran su cuerpo o lo que de él quede podrían darle sepultura, tendrían un lugar donde ponerle una flor.

De modo que esa búsqueda de “culpables” en el “otro” bando no tiene sentido y hasta es una afrenta a quienes carecerán para siempre del cuerpo del “desaparecido”. La ausencia es un hueco que nada puede llenar. La ausencia es un dolor y una angustia que siempre esperan. La esperanza del que espera al hijo que le han “desaparecido” jamás “desaparece”. Para su dolor, para su interminable angustia, es, aquí, la esperanza la que los alimenta.

¿Cómo podrían dejar de tenerla? Dejar de esperar al desaparecido sería matarlo del todo. O por segunda y definitiva vez. ¿De qué empate se habla? Acaso –alguna vez– lleguen a juzgar a dos o tres jefes de la guerrilla. Supongamos. ¿Qué se lograría con eso? ¿Con eso quieren empatar el dolor de los que esperan en vano día tras día?” [URL= http://www.siemprehistoria.com.ar/?p=3125]

[3]http://es.noticias.yahoo.com/blogs/gaceta-trotamundos/obama-el-primer-presidente-gay-la-historia-seg%C3%BAn-135651003.html

[4] libro electronico, Jose Ortega y Gasset, La rebelion de las masas,pag. 14

[5]http://www.libertaddigital.com/opinion/jeff-jacoby/la-panacea-de-obama-45582/

[6] libro electronico, Jose Ortega y Gasset, La rebelion de las masas,pag. 15

[7] http://www.soberania.org/Articulos/articulo_501.htm

[8] http://www.asteriscos.tv/noticia-46539.html

[9] [10] http://www.periodistadigital.com/religion/america/2013/07/05/el-cardenal-de-santo-domingo-insulta-al-embajador-gay-usa-iglesia-religion-isla-dominicana.shtml

[11] https://elteologillo.wordpress.com/2012/12/15/estados-unidos-89-armas-cada-100-personas/

[12] http://www.xatakaciencia.com/antropologia/por-que-la-gente-que-vive-en-estados-unidos-es-tan-violenta

[13] http://www.bbc.co.uk/mundo/noticias/2012/12/121216_internacional_ley_armas_eeuu_aa.shtml

[14] http://www.aishlatino.com/a/s/Terrorista-en-la-Portada-de-la-Revista-Rolling-Stone.html

[15] http://www.cubasi.cu/cubasi-noticias-cuba-mundo-ultima-hora/item/13620-usa-las-armas-la-constitucion-y-la-razon

[16] http://www.aishlatino.com/a/s/Terrorista-en-la-Portada-de-la-Revista-Rolling-Stone.html

Imagenes

Biblia electrónica