Ensayo crítico: Acerca de la necesidad de un compromiso social Global


Ensayo crítico: Acerca de la necesidad de un compromiso social Global

Autor: Paulo Arieu

Introducción

Los sociólogos esperan que el próximo cuarto de siglo (2015 d.C.-2030 d.C), tal vez sea el periodo más interesante y crucial en la historia de esta disciplina, debido al reconocimiento creciente, tanto en Estados Unidos como en el resto del mundo, de que los problemas sociales actuales deben ser tratados antes de que su magnitud abrume a la sociedad. Como vivimos en un mundo globalizado, para demostrar la necesidad de resolución de problemas sociológicos y de compromiso social que existe, presentaré e ilustraré tres casos denunciados por el Dr. Schaeffer en su libro de Sociología, los cuales abruman nuestra sociedad y nos muestran que muchas veces existe una falta de compromiso social con el resto de los habitantes de este mundo: A) El caso de los medios de comunicación y la publicidad, B) la discriminación de la mujer en el mundo de los deportes y C) el caso de la pornografía.

A) El primer caso esté relacionado con los medios de comunicación y la publicidad, a través de los cuales se puede apreciar como muchas veces, estos canales de producción cinematográficos, convierten a la mujer en un objeto, masificándola como un objeto de consumo personal. El Dr. Schaeffer reconoce que los medios pueden llegar a cumplir un rol fundamental en la educación sexual humana (Pág. 141). Este sociólogo cita que los educadores y los científicos sociales han reconocido por largo tiempo la imagen estereotipada de mujeres y hombres en los medios de comunicación. Pero a pesar de las denuncias emitidas ante las cámaras, por lo general las mujeres “se muestran superficiales y obsesionadas con la belleza” y entonces “tienen mayor posibilidad que los hombres de ser mostradas desnudas, en peligro o incluso físicamente victimizadas” (Pág. 141).

También, la Dra. Asunción Bernárdez Rosal, Profesora titular del Departamento de Periodismo de la Facultad de Ciencias de la Información de la Universidad Complutense en España, quien en la actualidad es coordinadora del Máster universitario de Estudios feministas y directora del Instituto de Investigaciones Feministas de la Universidad Complutense, citando a Teresa de Lauretis dice que “una de las cosas más interesantes que hace el cine es construir identidades sociales” (1992). Esto es una expresión fácilmente comprobable con tan solo ver películas como “Mujer Maravilla”, “La Mujer Biónica” o la serie de televisión “los Ángeles de Charly”. La Dra. Rosal expresa también que en films como “Kill Bill”, se puede observar a la protagonista como mantiene una pelea terrible contra todo el entorno de un amante que la abandona después de intentar matarla y hacer que se malogre su maternidad. Y además, esta profesora cita que en la película “Terminator”, la protagonista pasa de ser “una pacífica ama de casa, la defensora de un hijo que ni siquiera ha sido engendrado frente a un ser modelos de mujeres fálicas del postfeminismo mediático robótico indestructible” (Bernárdez Rodal, 2012).

No hay dudas que a través de estas películas y series de cine y Televisión, aunque la familia se entretiene, se va alterando al mismo tiempo el modelo tradicional e ideal de belleza y pacifismo femenino en las mentes de los cineastas. Seguramente, estos modelos de violencia influirán en las mentes de los adolecentes. Y aunque en los Estados Unidos, la violencia doméstica es considerada un delito criminal (y aunque la ley de los E.U, protege, ampara y ofrece recursos incluso para los inmigrantes que son víctimas de este crimen, cualquiera que sea su estatus legal), el Departamento de Justicia de este país, asegura que “el 92 por ciento de los casos de violencia familiar son de agresión de un hombre a una mujer, y el 75 por ciento de las consultas a servicios de urgencia de mujeres golpeados surgen a raíz de la separación conyugal y entre 1983 y 1991 la cifra aumentó un 117 por ciento” (Tn, n.d.). Nadie debería sorprenderse si ante esos estereotipos señalados, los índices de violencia doméstica, se disparan alarmantemente.

B) Un segundo caso citado por Schaeffer, está relacionado con el mundo de los deportes y se refiere a las discriminaciones que suceden con las mujeres “que logran hazañas de interés periodístico en campos tradicionalmente dominados por los hombres, como los deportes profesionales”, donde “los medios suelen ser muy lentos en reconocer sus logros” (Pág. 150). Schaeffer explica también que “aproximadamente, solo un 6 por ciento del cubrimiento de las cadenas deportivas está dedicado a las mujeres. Y esta situación es aún más difícil en ESPN, donde solo 2 por ciento del tiempo al aire se dedica a cubrir la actuación de las mujeres en los deportes” (Pag.150). Esta situación también es afirmada desde España por Ana Isabel Sainz-Maza, abogada, ex – directora general de la mujer en el gobierno de Cantabria, a través del Diario Montañés de España, donde denuncia las dificultades de las mujeres españolas para abrirse camino en el área de los Deportes:

“Dificultades para encontrar apoyos económicos y espónsores, falta de refuerzo social, escasez de modelos femeninos que sirvan como referentes, la crítica del entorno cuando se desempeñan deportes masculinizados, así como la reducida presencia de los logros femeninos en los medios de comunicación son obstáculos que las mujeres deportistas conocen bien” (Sainz-Maza, 04-14-11).

C) Un tercer asunto problemático para la sociedad en general que el Dr. Schaeffer cita, es el de la pornografía. La pornografía se ha convertido en una pandemia. Una de las razones por las que esto ha sucedido es que el consumo de pornografía deja ganancias siderales:

Según datos estadísticos, la industria pornográfica generó 14,000 millones de dólares en 2012; 5,000 millones provenientes de la Internet. El 12 % de todos los sitios web son pornográficos. El 25 % de todas las búsquedas lo son igualmente. Los cibernautas gastan más de 3,000 dólares cada segundo en la pornografía “on line”, lo cual equivale a 68 millones de dólares por día (Capote, 05-13-2014).

Uno de los problemas de la pornografía es, según lo considera Schaeffer, que “presenta a la mujer como un objeto sexual, haciendo creer que es normal. E incluso muchas veces en la pornografía existe una aprobación implícita de la violencia contra la mujer “(Pág. 150). Schaefer además cita que una encuesta de salud en el año 2002 sobre la pornografía triple X, reveló que “40 por ciento de los actores y actrices padecían de por lo menos una enfermedad de transmisión sexual, en comparación con 0.1 por ciento de la población general. Aunque la duración de esta profesión para mujeres y hombres es corta, por lo general 18 meses, las ganancias para esta industria son millonarias” (Pág. 150-151). En una investigación realizada por neurocientíficos del Instituto Max Planck de Berlín recientemente sobre la relación entre la pornografía y el cerebro

“los científicos analizaron la actividad cerebral de 64 hombres y la compararon con sus hábitos de consumo de pornografía. Y como resultado, descubrieron entre otras cosas que las personas que pasaban más tiempo viendo porno tendían a tener un cuerpo estriado, una zona del cerebro relacionada con el placer y los circuitos de recompensa, más pequeño” (Sánchez, 07-17-2014).

Incluso en algunos países se debate si es delito o no la posesión de pornografía, dado que en los últimos años ha habido un incremento de la demanda de material pornográfico de menores de edad y esto a pesar de que en casos como la pornografía infantil es considerado un delito en muchos países. En febrero del 2013, el Washington Examiner informó la gravedad de la pornografía, explicando que “la exposición a la pornografía suaviza la oposición con respecto al matrimonio entre personas del mismo sexo entre el grupo más grande de personas negativas, los hombres heterosexuales” (Bedard, 02-04-2013).

Según citan los diputados mexicanos Maldonado y Rivera en referencia a los datos publicados por el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia, UNICEF,

“la explotación sexual infantil genera anualmente en el mundo siete mil millones de dólares (7.000.000.000 de dólares) colocando la explotación sexual infantil como el tercer gran negocio mundial, después del tráfico de drogas y de armas” (Maldonado & Rivera, n.d.).

La Dra. Laura Mayer Lux, Profesora de Derecho Penal de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, Chile, cita en un trabajo de su autoría que la pornografía infantil, la cual “desde el punto de vista de la integridad sexual, la conducta consistente en almacenar pornografía infanto-juvenil puede, a lo sumo, ser considerada una inclinación inmoral, pero, en caso alguno, apreciada por sí sola como un comportamiento delictivo contrario a la indemnidad sexual” (Mayer, 2014).

Pero los Estados Unidos entienden que la expresión “pornografía infantil”, significa “la representación visual de un niño dedicado a actividades sexuales, reales o simuladas, o de los genitales de un niño con fines primordialmente sexuales” (Naciones Unidas, 2007). El incremento de estas “miserias humanas” muestra la gravedad social del problema.

Como ya se sabe, la pornografía está afectando a Estados Unidos de América y también al resto del mundo de manera negativa. Y el turismo sexual, la pornografía infantil y la venta de niños con propósitos sexuales, ha sido favorecido por las nuevas formas de comunicación como el Internet, y por los avances en los transportes. Y a los pedófilos les es más fácil actualmente, desplazarse hacia aquellos países donde las leyes en materia de protección a la niñez a la niñez son menos estrictas y donde la oferta de niños para un uso pervertido es mayor.

Todos estos ejemplos denunciados (el caso de los medios de comunicación y publicidad, la discriminación de la mujer en el mundo de los deportes y el caso de la pornografía) muestran la influencia negativa que muchas veces ejercen los medios de comunicación y la necesidad de regular su ética de acuerdo a las necesidades sociológicas básicas de nuestra sociedad contemporánea.

Por este motivo, me parece muy interesante lo que cita Schaeffer de la regulación de su programación que ejerce MTV Arabia, un programa de televisión musical árabe, dedicada en un 60% a la música internacional y un 40% a la música árabe. Este programa permite ver menos piel y lenguaje obsceno que otras versiones del canal. Los editores recortan los vídeos musicales occidentales de acuerdo con la “regla del 4-3, 2-1”, es decir, las tomas cercanas de un bikini pueden durar un segundo pero no dos; en un plano en movimiento, las prendas escasas pueden mostrarse por tres segundos pero no por cuatro (Pág. 150).

Pienso que estos problemas sociales que he citado y que son explicados por el Dr. Scheffer en su libro de Sociología son males sociales que deben ser tratados por los gobiernos de turno, antes de que su magnitud abrume a los distintos estratos de la sociedad humana actual.

Dado que en estos casos citados, la responsabilidad puede ser “negativa”, significando que desde el punto de vista social no se tiene una manera responsable de actuar en relación al resto de la sociedad, cada habitante de los Estados Unidos debe tomar conciencia de que lo que hace, puede afectar negativamente al prójimo y en algunos casos, incluso, ser acusado de felonía (delito).

Y como dije al principio, pienso que los problemas sociales actuales deben ser tratados rápidamente antes de que abrumen a la sociedad. Y creo positivamente que podemos esperar que los sociólogos ejerzan una mayor influencia en los gobiernos, desarrollando mejores alternativas de políticas públicas. Esto remarca la importancia del individuo como miembro de la sociedad y del papel de la investigación académica dentro de la responsabilidad social.

Bibliografía

Bedard, Paul. Study: Watching porn boosts support for same-sex marriage. (02-04-2013). Recuperado de http://www.washingtonexaminer.com/study-watching-porn-boosts-support-for-same-sex-marriage/article/2520461#!

Bernárdez Rodal, Asunción. Modelos de mujeres fálicas del postfeminismo mediático: Una aproximación a Millenium, Avatar y Los juegos del hambre. (2012). Departamento de Periodismo III. Facultad de Ciencias de la Información. Universidad Complutense de Madrid. Recuperado de http://eprints.ucm.es/22899/1/mujeres_falicas_postfeminismo_analisi.pdf

Capote, Salvador. La industria porno y la porno-adicción. (05-13-2014). Recuperado de

http://www.radio-miami.org/archivo/replica/1404–la-industria-porno-y-la-porno-adiccion

Lauretis, T. (1992). Alicia ya no. Madrid: Cátedra. Citado por Bernárdez Rodal, Asunción. Modelos de mujeres fálicas del postfeminismo mediático: Una aproximación a Millenium, Avatar y Los juegos del hambre. Departamento de Periodismo III. Facultad de Ciencias de la Información. Universidad Complutense de Madrid. Recuperado de

http://eprints.ucm.es/22899/1/mujeres_falicas_postfeminismo_analisi.pdf

Maldonado & Rivera. Iniciativa de Ley Federal contra la Explotación Sexual Infantil, suscrita por los diputados María De Jesús Aguirre Maldonado Y Manlio Fabio Beltrones Rivera, del Grupo Parlamentario del PRI.(n.d.). México. Recuperado de http://www.derechoshumanos-ssp.gob.mx/CEVAVI/ShowBinary?nodeId=/BEA%20Repository/424098//archivo

Mayer, Laura. “Almacenamiento de pornografía en cuya elaboración se utilice a menores de dieciocho años: un delito asistemático, ilegítimo e inútil”. Polít. crim. Vol. 9, Nº 17 (Julio 2014), Art. 2, pp. 27-57.Recuperado de http://www.politicacriminal.cl/Vol_09/n_17/Vol9N17A2.pdf

Naciones Unidas. Examen de los Informes Presentados por los Estados Partes con Arreglo al Párrafo 1 Del Artículo 12 del Protocolo Facultativo de la Convención Sobre Los Derechos del Niño Relativo a la Venta de Niños, la Prostitución Infantil y la Utilización de Niños en La Pornografía. Informe Inicial que los Estados Partes debían Presentar en 2005. Estados Unidos de América [10 de mayo de 2007]. Comité de los Derechos del Niño. Recuperado de http://www.iom.int/jahia/webdav/shared/shared/mainsite/policy_and_research/un/63/es/A_63_41_ES.pdf

Rodríguez, María. La violencia doméstica – Recursos para inmigrantes. (n.d.). Recuperado de

http://inmigracion.about.com/od/Informacion/a/La-Violencia-Dom-Estica.htm

Sainz-Maza, Ana Isabel. Deporte y discriminación por razón de sexo. (04-14-11).

Recuperado de http://www.eldiariomontanes.es/v/20110414/opinion/articulos/deporte-discriminacion-razon-sexo-20110414.html

Sánchez, Gonzalo López ¿Ver porno encoge el cerebro? (07-17-2014). Madrid. Recuperado de

http://www.abc.es/ciencia/20140717/abci-ver-porno-tamano-cerebro-201407161206.html

Schaefer, Richard T. Sociology 12th. Editon. Primera edición en español. (2012). McGraw-Hill Interamericana Editores, S.A. de C.V. A subsidiary of the McGraw-Hill Companies. México, D.F.

Tn. MUJER » Violencia Doméstica. Preocupantes estadísticas sobre la violencia

Doméstica. (n.d.).Recuperado de

http://www.tnrelaciones.com/cm/preguntas_y_respuestas/content/217/2832/es/preocupantes-estadisticas-sobre-la-violencia-domestica.html

Fundamentalismo parte 2


Fundamentalismo parte 2

¿A que se le llama fundamentalismo?

Llamamos fundamentalismo, en un sentido amplio, a cualquier pensamiento radical que considere los fundamentos en los que descansa su doctrina o ideología como inamovibles y absolutamente verdaderos. Una persona fundamentalista no admite posibles interpretaciones sobre la doctrina en la que cree y no tolera que alguien la relativice o limite su alcance.

El término ‘fundamentalismo’ comenzó siendo aplicado a determinados grupos religiosos para quienes sus doctrinas debían aceptarse al pie de la letra, sin tolerar interpretaciones o matizaciones. Por tanto, el fundamentalismo considera necesario admitir literalmente el conjunto de dogmas en los que se fundamentan sus creencias religiosas. Los movimientos fundamentalistas, pues, se basan exclusivamente en la fe.

Desde un punto de vista filosófico, cualquier fundamentalismo se caracteriza por un rechazo sistemático del racionalismo y el cientifismo, por cuanto éstos propugnan métodos racionales y experimentales para conceder validez objetiva a cualquier teoría. Para los fundamentalistas, sólo la fe debe guiar la actitud del creyente.

Su crítica a la racionalidad se justifica de la siguiente manera: la razón humana es limitada y, por tanto, cae en equivocaciones. Aunque a veces parezca estar fundada en conocimientos objetivos, éstos son meras “ilusiones” o “apariencias”: la única verdad está recogida en la religión, puesto que Dios es infalible.

Dentro de la historia de la filosofía, el movimiento de la Ilustración (siglo XVIII) se caracterizó por su crítica radical a todos los fundamentalismos basados en la religión o en las ideas tradicionales, proponiendo como único criterio científico el uso de la Razón. Esa actitud dio pie, en la civilización occidental, al auge de la ciencia y a la desaparición de la teología como conocimiento científico en los siglos posteriores. Sin embargo, en muchos lugares donde el movimiento ilustrado fue ignorado, la religión siguió constituyendo la base material donde se inspiraba el conjunto de ideologías y creencias dominantes. Eso explica que los fundamentalismos religiosos sean más frecuentes hoy en áreas geográficas (países islámicos, grandes zonas de África y Asia) que no sufrieron las enormes transformaciones sociales provocadas por la Revolución industrial durante los siglos XVIII y XIX.

El fundamentalismo cristiano apareció a finales del siglo XIX y principios del XX. La conferencia realizada en 1876 con participación de representantes de diferentes denominaciones se opusó a los estudios que en la fecha se adelantaban sobre historicidad de la Biblia. En 1909 se publicó una serie de 12 libros llamados Los Fundamentos en los que se exponen los principios de este movimiento. En resumidas cuentas los fundamentalistas evangélicos tienen en común defender ciegamente la infabilidad de la Biblia, por tal razón se explica el rechazo a la teoría de la evolución (tanto biológica, prebiótica y del Universo), el rechazo a la crítica bíblica. La defensa de la Biblia como autoridad incustionable hace que los fundamentalistas esten de acuerdo en defender el nacimiento virginal de Jesús, su divinidad, muerte expiatoria y la resurrección de su cuerpo, la creencia en el segundo regreso de Cristo a la Tierra y en el inminente fin del mundo. Recientemente la lucha por prohibir la legalización de las uniones civiles entre personas del mismo sexo ha llegado a ser un componente importante de sus agendas.

Algunos protestantes norteamericanos han apostado por apoyar la separación entre la Iglesia y el Estado, como es el caso de los adventistas. No así los evángelicos más recalcitrantes. Ellos creen que precisamente por no participar activamente en la política se ha prohibido el rezo en las escuelas públicas y se ha facilitado la enseñanza de la biología evolutiva en las clases de ciencias. Estos creyentes, decididos a dar la batalla, han optado por aliarse a los republicanos para que estos transformen en leyes su agenda moral. A cambio de votos incondicionales esperan que los republicanos cumplan con sus promesas de impedir las investigaciones con células madre, revertir la ley del aborto, suprimir la enseñanza del darwinismo, prohibir los matrimonios homosexuales y restablecer los rezos en las escuelas.

Son interesantes y diversas las características que diferentes autores le inculcan al fundamentalismo en general:

Armstrong destaca tres características que dicho estudio expone detalladamente:

1) El fundamentalismo es, en general, una forma de espiritualidad que resulta de la percepción de una crisis generalizada de la sociedad.

2) Los fundamentalistas creen participar en una guerra cósmica entre el bien y el mal, y temen ser aniquilados por todos aquellos que representan las políticas seculares y laicas.

3) Los fundamentalistas rompen con las corrientes principales de la sociedad y crean contracorrientes con un claro sentido pragmático, lo que les ha permitido participar en actividades de apoyo social, institucional y en la formación de ideologías para la militancia política.”

Martín E. Marty y R. Scott Appleby, en su trabajo El proyecto fundamentalismo, presentan del fundamentalismo dos características básicas o esenciales: Que es moderno y es religioso.

Lo primero porque es una nueva reacción de un nuevo tradicionalismo, que se apoya en conceptos modernos, tales como los medios de comunicación, y cuyo fin es oponerse radicalmente a los cambios que instaura la cultura moderna; y lo segundo, porque se sitúa en las interpretaciones sobrenaturales de la vida y del mundo, construido sobre estructuras rituales y ceremoniales, y racionalizadas, en algunos casos, a través del discurso y el lenguaje teológico, que se encuentra mucho más allá de la actividad cultural. El pensamiento del fundamentalista se caracteriza en que tiene una mirada estática del mundo y de los principios religiosos esenciales, que ellos defienden aún de forma violenta.

Para Juan Manuel Sanchéz Caro, en su obra 10 palabras clave sobre fundamentalismo, las características de los fundamentalistas son:

Una clara acentuación de la inerrancia bíblica, una abierta hostilidad a la denominada teología modernista y a la exégesis llamada liberal, especialmente al uso de los métodos histórico-críticos, y la convicción de que quienes no comparten con ellos estos criterios no son del todo “verdaderos cristianos”.

Para este autor los principios del fundamentalismo son: la inerrancia de las Escrituras, el nacimiento virginal de Jesucristo, La muerte redentora de Jesucristo, su resurrección física y su poder de hacer milagros.

Para este autor los criterios para identificar el fundamentalismo, son:

“1. Es un movimiento cristiano que se caracteriza por nacer en el ámbito de la religiosidad experiencial de corte evangelista, y que considera la Biblia como única autoridad.

2. Es un movimiento que absolutiza la Biblia y la lee directamente como palabra de Dios, por lo que la entiende dotada de inerrancia verbal y absoluta. Además, hace de ella el único y absoluto elemento de contraste y verificación de la conversión, dejando de lado el ámbito de la comunidad eclesial y su mediación, lo cual no quiere decir que carezca de otras mediaciones.

3. Es un movimiento que se siente en peligro ante determinados rasgos de la modernidad, principalmente ante la aplicación de la crítica racional a la Biblia, pues considera que a ella puede accederse directamente y que no existe distancia apreciable entre Dios que habla y el texto bíblico, por una parte, y entre la Biblia y el lector de cada tiempo, por otra. En esta dirección el significado y la dirección primaria del fundamentalismo los dan el literalismo bíblico, la defensa de su autoridad, la desconfianza ante el mundo moderno y la inteligencia racional. Es decir, la Sagrada Escritura se convierte en el centro de la actividad y la vida del fundamentalismo, en la medida en que es asumida como un escrito divino transparente, que incluso humaniza el pensamiento y la acción de Dios a través de la revelación bíblica.

Se caracterizan por lo general en estipular:

  1. La infalibilidad de la Biblia y su historicidad plena
  2. La creación en una semana literal (rechazo del Evolucionismo)
  3. La independencia de la Iglesia del estado, el nacimiento virginal de Jesús
  4. El Rapto de los creyentes a la segunda venida de Cristo con el Milenio.

Bases para una definición del término

De todos modos, tratando de dar cuenta de un fenómeno que comparte rasgos en distintos lugares del mundo, en sentido amplio, el término fundamentalismo daría cuenta de una forma moderna de religión politizada a través de la cual los “verdaderos creyentes” resisten la marginación de la religión en sus respectivas sociedades. Todas las variantes compartirían su resistencia, cuando no declarada hostilidad, a la secularización, y buscan reestructurar las relaciones e instituciones sociales y culturales según los preceptos y normas tradicionales. Algunos buscan combatir el secularismo a través de escuelas, prensa, academias; otros ingresan a la arena política y otros abandonan la política convencional y el marco jurídico, y practican la violencia y la guerra religiosa para intimidar o derrocar gobiernos.

Hay quienes trazan una distinción entre “restauradores de la fe” y “fundamentalistas”; los primeros serían devotos pero apolíticos, y no pretenderían forzar la conversión de los demás; los segundos serían aquellos que pretenden cambiar la conducta tanto de aquellos que comparten su fe como de aquellos que no la comparten. En este sentido, habría que entender que el “fundamentalismo genuino” es a la vez religioso y político; entiende que las circunstancias le exigen actuar políticamente (tal vez de forma violenta) a fin de cumplir con sus obligaciones religiosas.

El fundamentalismo cristiano es básicamente la interpretación literal de la Biblia

-Rechaza el aporte de lo científico

-Es la dogmatización de la concepción cristiana

-El cristianismo en el fondo es tradición. No tradicionalismo, que es cuando se idolatra el cristianismo.

-El fundamentalismo también está en el Cristianismo. Ejemplo: sostener que la creación se dio tal como está anunciada en el Génesis

-Para los que defienden la letra de la Biblia: Creación y evolución son incompatibles

-El fundamentalismo bloquea el diálogo (también el cientifismo).

Indudablemente el tema del fundamentalismo cristiano necesita ser estudiado a fin de auscultar sus verdaderos alcances y el papel que actualmente está desempeñando en la filosofía contemporánea, la filosofía política actual y sus posibles tendencias futuras. Tambien en la teologia. Es un tema que necesita ser pensado por lo actual y porque no es una mera expresión teórica, sino que se está convirtiendo en modelo de gobierno, de vida y de convivencia social.

Definición:

El Diccionario de la Real Academia de la Lengua Española, en su vigésima segunda edición, registra dos nuevas entradas: fundamentalismo y fundamentalista. El primero se define como “Movimiento religioso y político de masas que pretende restaurar la pureza islámica mediante la aplicación estricta de la ley coránica a la vida social”; la segunda acepción reza: “Creencia religiosa basada en una interpretación literal de la Biblia, surgida en Norteamérica en coincidencia con la Primera Guerra Mundial“; y, la tercera acepción: “Exigencia intransigente de sometimiento a una doctrina o práctica establecida”. Del término fundamentalista, se ofrece una definición sucinta y funcional: “Perteneciente o relativo al fundamentalismo” y “Partidario o seguidor de cualquier fundamentalismo”

“Fundamentalismo.Movimiento sectario de la religión islámica y de otras religiones en favor de una interpretación literal de los libros sagrados para una administración autoritaria del Estado y de la sociedad. El fundamentalismo pretende imponer la pureza en la doctrina religiosa y en las costumbres sociales, y establecer así un puritanismo intransigente, como en algunas Iglesias protestantes norteamericanas, o un régimen teocrático, como en el Irán de Jomeini y en otros países musulmanes. Todo fundamentalismo religioso o político constituye una serie amenaza para la práctica de los derechos humanos” Diccionario Espasa Derechos Humanos. Hernando Valencia Villa. Editorial Planeta. Madrid, 2003

Como puede verse de las citadas definiciones sobre fundamentalismo se tiene que en un principio se tuvo el fundamentalismo como algo propio de la religión, sin embargo en una de ellas se amplió a “una doctrina o práctica establecida”, esto quiere decir que ya no se concibe el fundamentalismo como un concepto estrictamente religioso, sino por el contrario como una forma de radicalismo -monoteísta, panteísta e incluso seudorreligiones ateas y el ateísmo mismo- “los fundamentalistas son radicales pero no están locos, se integran simbióticamente con el mundo moderno y se fijan objetivos prácticos, utilizando el lenguaje trascendental de la teología y la religión.”

Para otros doctrinantes se tiene que el fundamentalismo tiene connotaciones amplias y de profundidad social: el fundamentalismo hace parte de lo que Peter L. Berger (1999) ha denominado “La desecularización del mundo”.

Según este autor, al final del siglo XX, y contrario a los que se creyó durante este siglo (en especial después de 1945), la religión ha recuperado un espacio central en la dirección de sus problemas sociales y en el intento de encontrar mecanismos de ordenamiento político, institucional, económico y de mantenimiento de la cultura. Berger al respecto cree que los teóricos de la secularización están equivocados: “Mi punto es que la asunción de que nosotros vivimos en un mundo secularizado es falsa. El mundo de hoy, con algunas excepciones, […] es uno tan furiosamente religioso como siempre lo ha sido, y en algunos lugares mucho más aún…”

J. Habermas afirma sobre el concepto Fundamentalista: “Con ese calificativo designamos una actitud espiritual que se empeña en la imposición de convicciones y de razones propias aun cuando ellas están lejos de ser aceptadas generalmente. Eso vale especialmente para verdades de fe religiosas. No debemos, ciertamente, confundir dogmática y ortodoxia con fundamentalismo. Toda doctrina religiosa se apoya en algún núcleo dogmático de verdades de fe. Y a veces hay una autoridad como el papa o la congregación de fe que establece cuáles concepciones se desvían de la ortodoxia. Una ortodoxia como ésa se vuelve fundamentalista cuando los guardianes y los representantes de la verdadera fe ignoran la situación epistémica de una sociedad pluralista desde el punto de vista de las concepciones del mundo y se empeña – incluso con violencia– en la imposición política y en la obediencia general de su doctrina” .

Para Hans Küng, “el fundamentalista es el que – sea de tradición luterana, calvinista, pietista o eclesiástica libre- se confiesa partidario de la inspiración literal y, por consiguiente, de la inerrancia (ausencia de error) absoluta de la Biblia”, el término se “confiesa” se debe entender no en términos de teoría científica, sino de una confesión de fe.

Según la definición dada en el Congreso Mundial de Fundamentalistas de principios de 1920, un fundamentalista es: Un creyente “nacido de nuevo” en el Señor Jesucristo que:

  • Considera la Biblia como la Única Inerrante, Infalible y Verbalmente inspirada Palabra de Dios.
  • Cree literalmente en todo lo que la Biblia dice (y por ello por ejemplo el rechazo del evolucionismo).
  • Juzga todas las cosas a la Luz de la Escritura (la Biblia) y es únicamente juzgado por la Escritura.
  • Cree en las verdades fundamentales de la fe cristiana histórica: La Trinidad, la Encarnación, el nacimiento virginal de Cristo, la muerte vicaria de Cristo, la resurrección corporal de Cristo, su ascensión al Cielo y su Segunda Venida, el Nuevo Nacimiento mediante la regeneración del Espíritu Santo, la Resurrección de los santos para vida eterna y la de los impíos para juicio final y castigo eterno en el infierno, la comunión con los santos, los cuales son el Cuerpo de Cristo.
  • Fidelidad práctica a la fe cristiana en la vida cotidiana, en el trabajo, familia y la sociedad, y empeño en predicarla a toda criatura de palabra y con el ejemplo.
  • Denuncia y separación de toda negación eclesiástica de dicha fe, de todo compromiso con el error y toda contemporización con el mundo y de toda apostasía de la Verdad.
  • Contiende ardientemente por la fe que fue dada una vez a los santos.

Recientemente, debido al mal uso que los medios han dado al término “fundamentalismo” (de cuño cristiano conservador) los bautistas fundamentalistas han comenzado a llamarse a si mismos: “Conservadores”, “Fundamentales” o “Iglesias Bíblicas”.

Los líderes fundamentalistas se han preocupado mucho más de los programas de acción misionera y socio-política que de sistematizar sus creencias.Pero coinciden en una plataforma doctrinal, que se apoya en tres puntos:

1) La inspiración verbal e inerrancia de cada palabra de la Biblia, en concreto de la “King James Bible” (Biblia del rey Jaime), editada en 1611. Para ellos, la Biblia está exenta de error en todo lo que dice, ya se trate de afirmaciones sobre historia, geografía y ciencia, ya de afirmaciones teológicas.

2) Una peculiar visión del mundo: de una parte, afirman que el mundo está casi totalmente sometido al poder del demonio o del mal hasta que llegue su fin y, de otra, mantienen la proximidad de éste. Sus creencias conducen a un estilo de vida que exige la adecuada “alimentación” (oración, estudio de la Biblia) y la “abstinencia” del tabaco, café, alcohol, droga, etc. Y estas exigencias han resultado eficaces para su proselitismo en pueblos donde no pocos hombres gastan su jornal los fines de semana en bebidas alcohólicas, con las consiguientes tensiones familiares.

3) Una escatología que divide en siete periodos o “dispensaciones” la historia de la relación entre Dios y la humanidad. Se habría iniciado ya la última dispensación con catástrofes como las guerras mundiales, etc.

Su vertiente política se puso en marcha en 1974 con la coalición entre el fundamentalismo (factor religioso) y Nueva Derecha (factor político), que cristalizó en la Nueva Derecha Cristiana. La NDC participó activamente en la campaña presidencial de Reagan, apoyando el libre mercado, la preservación de los valores tradicionales (norteamericanos) y el anticomunismo militante.

Su proyección político-religiosa sobre América Latina cuenta con una táctica global, el plan llamado Amanecer. Su estrategia es “conquistar” a las personas clave de las naciones clave para que “caiga” toda la nación y sus limítrofes. Atienden sobre todo a los políticos, hombres de negocios, jefes militares, etc., y los invitan a almuerzos y días de trabajo en hoteles de lujo, pero sin descuidar el trato individualizado, también del pueblo sencillo al cual dirigen su actividad televangelista.»

Según el diccionario de la Real Academia Española:

Es un término derivado del adjetivo fundamental, es decir, aquello que sirve de fundamento; lo más importante; si nos referimos aun edificio, la piedra fundamental. Podría hablarse de varios tipos de fundamentalismos: vital, político y cultural y, dentro de este, el fundamentalismo religioso. Referido a la religión, se trata de un movimiento intensamente antimodernista, que se manifiesta en todas las religiones, especialmente en las llamadas religiones del libro: cristianismo, islamismo y judaísmo. Por ello, más que de fundamentalismo, debemos hablar de fundamentalismos, porque son muchos y variados, además de ser un fenómeno con el que tienen que convivir casi todas las culturas. Hace alusión a la reacción de las religiones frente a los procesos de modernización, reacción provocada por el miedo que producen los cambios culturales y sociales y la pérdida de referentes simbólicos y míticos del sistema de valores. En cualquier caso, propicia una ideología de la intolerancia y del fanatismo.

Desde un punto de vista positivo, el fundamentalismo busca un soporte absolutamente seguro de las creencias, protector de toda duda o inseguridad, pudiendo variar, según los casos, los contenidos objeto de ese fundamento. Aplicado al cristianismo, el término tiene su origen más conocido en el campo protestante, en una serie de folletos aparecidos a principios del siglo XX (entre 1910 y 1915) en Estados Unidos. En dichos folletos, de entre los que destaca The Fundamentals, se plantea lo que sus impulsores consideraban las doctrinas irreductibles de la fe, creencias sin las que el cristianismo ya no podría considerarse como tal. Estos escritos darían lugar a la aparición de la World’s Christian fundamentals Association (1919). Ahora bien, sus orígenes más remotos habrían de buscarse en el puritanismo inglés, la influencia del metodismo wesleyano y las corrientes restauracionistas y premilenaristas.

Continua….

La existencia de Dios y el Respeto a su persona parte 1


La existencia de Dios y el Respeto a su persona parte 1

Autor: Paulo Arieu

Un famoso juez inglés, reconocido por su fuerte creencia en Dios, a veces se encontraba con personas que decían no creer en Dios. Él siempre les pedía que describieran al dios en el cual no creían. Después de escuchar sus respuestas les decía que él tampoco creía en ese dios que acababan de describir.

¡Cuán pocos entienden y conocen a Dios en la actualidad! La razón principal de esto es que la mayoría de las personas adquieren su concepto acerca de Dios de otras personas, en lugar de adquirirlo de la palabra inspirada de Dios, la Biblia. Es por esto que su perspectiva de Dios casi nunca está de acuerdo con la revelación bíblica acerca de lo que es él en realidad.

Otra razón es que muchos maestros religiosos nunca han tenido acceso a la clave crucial que permite adquirir el conocimiento de Dios. Esta clave es el Espíritu Santo de Dios, accesible a aquellos que el Creador llama y que están dispuestos a reconocer qué y cómo somos en relación con él (Is. 66:1-2). Y ese don del Espíritu de Dios es dado sólo “a los que le obedecen” (Hch. 5:32), un requisito bíblico que muchos teólogos pasan por alto.1

Muchas veces oímos en la televisión o leemos a través de los medios de comunicación, como una sociedad descreída y malaprendida, incrementa su vileza irrespetando el carácter y el ser de nuestro Dios.

El respeto es una de las bases sobre la cual se sustenta la ética y la moral en cualquier campo y en cualquier época. Tratar de explicar que es respeto, es por demás difícil, pero podemos ver donde se encuentra.

A medida que nuestra sociedad se fue desintegrando moralmente, el ateísmo y el escepticismo han calado profundo en el seno de nuestra sociedad.El hombre de nuestro tiempo tampoco se sitúa frente a la naturaleza con aquellos sentimientos religiosos que hacen su aparición clara y tranquila, con apasionamiento en los románticos… Ha sufrido una desilusión. Esto tal vez tenga relación con la pérdida del sentimiento de ilimitación, propio de la edad moderna. La ciencia se abre paso hacia horizontes cada vez más amplios, tanto en el macrocosmos como en el microcosmos; pero estos horizontes nunca dejan de ser resueltamente limitados, y de esa forma se les juzga. El motivo de esa pérdida radica en que la ilimitación, no era únicamente un concepto cuantitativo, sino sobre todo cualitativo. Hacía alusión al ser primero, inagotable y triunfante, al carácter divino del mundo. La vivencia de esta ilimitación se hace cada vez más rara. Sea lo que fuere, lo cierto es que el hombre no considera ya el mundo como su lugar de refugio. Ese mundo se ha convertido en algo diferente, y alcanza significación religiosa precisamente en cuanto que es algo diferente. 2

Así como el creyente se preocupa por dar razones de su fe, el ateo lo hace de su falta de fe. No conozco los complejos mecanismos sicológicos de los ateos ni cuales han sido verdaderamente los verdaderos motivos de este desencanto, del abandono de su fe de niños, ya que esta probado que los niños tienen fe.

La Biblia no discute el tema de la existencia de Dios, explica F.Ureta.3, lo da por sentado que Dios existe.

Ya hace mucho que los mejores filósofos y los científicos han comprendido que es imposible probar científicamente la existencia de Dios así como demostrar racionalmente que Dios no existe. La ciencia no cuenta con los medios para probar la existencia de Dios o negarla. Tampoco se dedica a ello. Es por esto, que lamentablemente, el ateo, librado a sus propias presuposiciones, nunca llegará a Dios a menos que opere un milagro en si vida, como comenta acertadamente F.Ureta4

Como van a creer en un ser en el cual no creen, no es cierto? Es imposible. Sería cometer una especie de suicido intelectual y nadie en su sano juicio está dispuesto a pagar este precio, este irracional salto al vacío obviamente por ser contrario a su formación racional.

Respeto:

Respeto es poder aceptar y comprender al humilde y al engreído, al pobre y al rico, al sabio y al ignorante, por pequeña o grande que sea, física, moral o intelectualmente, es situarlo en el mismo lugar de comprensión y comprender su forma de ser pues se comprende que ese ser humano se merece toda tu atención, no importando su condición.

El respeto consiste en el reconocimiento de los intereses y sentimientos del otro en una relación. Aunque el término se usa comúnmente en el ámbito de las relaciones interpersonales, también aplica a las relaciones entre grupos de personas, entre países y organizaciones de diversa índole. No es simplemente la consideración o deferencia, sino que implica un verdadero interés no egoísta por el otro más allá de las obligaciones explícitas que puedan existir.

Uno de los filósofos que mayor influencia ha ejercido sobre el concepto de respeto en el mundo de la academia ha sido Immanuel kant. En su filosofía moral este pensador sostiene que los seres humanos deben ser respetados porque son un fin en si mismos. Al ser un fin en si mismos poseen un valor intrínseco y absoluto. Por este motivo es que los seres humanos tenemos este valor tan especial, llamado por Kant la “dignidad”. 5

Cuanto más nuestro Dios merece todo respeto y toda honra. No lo cree ud. así? Concluyo invitando a la reflexión a aquellos que no respetan a Dios.

Notas

1. http://www.lasbuenasnoticias.org/archivos/2009/bn022009/10cosas.htm

2.Cf. Romano GUARDINI, El Ocaso de la Edad Moderna , Ed. Guadarrama, Madrid. 82-83 cit en http://www.viajeros.net/escritos/escritos-10.html

3. Floreal Ureta, Elementos de teología cristiana, p. 43,CBP

Ibíd.

5. http://www.taringa.net/posts/info/1958438/Que-es-el-respeto.html