Los 5 puntos de la ideología de género.


Los 5 puntos de la ideología de género

por Paulo Arieu

Como cualquier religión, la “ideología de género” tiene su dios, sus profetas, sus sitios de culto, sus doctrinas, y hasta su inquisición, alegando “discriminación” si no estás de acuerdo con sus DOGMAS, lo que ipso facto te convertirá en “homofóbico” e “intolerante”.

1. Hombre y mujer son iguales.

El objetivo originario de los “estudios de género” de los años sesenta era afirmar la absoluta igualdad entre el hombre y la mujer con el fin de que la mujer se liberara y emancipara de la “discriminación”. Negar la distinción masculino-femenino, considerar “un estereotipo” el que existan, por ejemplo, trabajos típicamente masculinos y otros típicamente femeninos, negar la especificidad del papel materno respecto al paterno, son los elementos fundamentales de la ideología que afirma que el hombre y la mujer son intercambiables en cada función, que han sido solo un convencionalismo social y una opresión de tipo histórico-cultural los que han encerrado a la mujer en algunos papeles concretos, en especial en el ámbito familiar, por lo que es necesario liberarla.

2. El sexo biológico se puede modificar.

La ideología de género ve el sexo biológico como un dato originario que se puede modificar, como algo transitorio y “líquido” que se puede doblegar según la elección del “género” al que se quiere pertenecer y que puede realizarse a cualquier edad partiendo de los datos de comportamiento. Los ideólogos del género impulsan, por consiguiente, el transexualismo como prueba de libertad y emancipación del individuo y sostienen que la definición del ser humano también a nivel burocrático no debe limitarse a las dos sexualidades biológicas universalmente reconocidas (masculino y femenino), sino que debe adecuarse a infinitos y fantasiosos matices de género, llegando a contar hasta 56. Las redes sociales como Facebook se han sometido a este panfleto ideológico, mientras que algunas legislaciones nacionales han reconocido, además del género masculino y femenino, también un irreal género “neutro”.

3. ¿La familia natural? Un estereotipo.

Según la ideología de género, la familia natural formada por padre, madre e hijos es solo un estereotipo cultural basado en la opresiva acción del varón sobre la mujer, roto ya por la liberación sexual de la mujer, a su vez acompañada por el fin de la “dictadura del varón”, también él liberado en una sexualidad líquida que genera 56 géneros distintos. Por consiguiente, roto el esquema masculino-femenino, rota está también la idea estereotipada de la familia. Por consiguiente, los ideólogos del género obligan a utilizar el plural: ya no existe la familia, sino “las familias”; con ello se refieren a cualquier agregación social fundada sobre un “amor” genérico que incluye, obviamente, también las relaciones con más parejas como los “poliamores”. Esto hace que emerjan una serie de reivindicaciones políticas y sociales que van desde el denominado “matrimonio igualitario”, más conocido como matrimonio gay, hasta el reconocimiento, como hemos dicho, de las relaciones con más parejas llamadas “poliamores”, vistas por algunos intelectuales como Jacques Attali como el inevitable desembarco de la sociedad de la desintermediación.

4.- “Desexualizar” la “progenitorialidad”.

Si la familia natural es un estereotipo, el culmen de la ideología de género es inevitablemente la “desexualización” de la “progenitorialidad”. Por consiguiente, los hijos ya no nacen de la relación sexual entre un hombre y una mujer, sino que pueden ser generados artificialmente por cualquiera agregación social, lo que lleva a impulsar la fecundación asistida homóloga y sobre todo heteróloga: de hecho, la ley que la regula, a medida que se la va privando de vínculos, es cada vez más el emblema de la liberación. Se apoyan prácticas objetivamente violentas y brutales, como el vientre de alquiler, utilizando sin embargo fórmulas lingüísticas edulcoradas y si es posible con forma de incomprensibles acrónimos como GPA (gestation pour autrui, gestación por otro) o GDS (gestazione di sostegno, gestación de apoyo), necesarias sobre todo para los homosexuales, notoriamente desprovistos de útero. La finalidad de la “desexualización” de la “progenitorialidad”, culmen de la ideología de género, tiene como consecuencia la idealización de la homosexualidad, propuesta como modelo de liberación de condiciones sociales opresivas y, en el pasado, claramente vejatorias.

5.- Conquista de la escuela y de los medios de comunicación social.

El instrumento con el que se quiere realizar la “colonización ideológica” denunciada por muchas asociaciones es la conquista de los lugares de educación y comunicación, es decir, la escuela y los medios de comunicación social. Es decisivo para los ideólogos de género conseguir dinero público para entrar en los centros escolares y formar las mentes de los niños y de las jóvenes generaciones a la idea de que la familia natural es un estereotipo. El resultado: falsos cursos contra la “discriminación de género” o el “acoso homófobo” son los caballos de Troya con los que penetran fácilmente en las escuelas de todo tipo, produciendo textos dirigidos sobre todo a los niños y capaces de atacar la mente más frágil y “de-formarla”.

-¿Qué objetivo persiguen los creadores de esta ideología?[0]

Los objetivos de esta ideología son: primero, liberar al ser humano de su biología; segundo, que el ser humano tiene que hacerse a sí mismo según lo que él quiera, sólo de ese modo será libre y estará liberado. En pocas palabras, se puede hacer con el cuerpo lo que uno quiera, pues el fin de la sexualidad es el placer, evitando, eso sí, el embarazo y la natalidad. Tercero, el matrimonio y la familia son dos modos de violencia permanente contra la mujer y por tanto instituciones a combatir. La mujer es un ser oprimido y su liberación es central para cualquier actividad de liberación. La sexualidad, para este feminismo radical, es una relación de poder y el matrimonio es la institución de la que se ha servido el hombre para oprimir a la mujer. En cuanto a la maternidad, subordina a la mujer, constituyéndola en un segundo sexo dependiente del varón para complacer su egoísmo. La relación entre los sexos no se basa en el amor, sino en la lucha permanente.

 

[0] http://www.religionenlibertad.com/pedro-trevijano-denuncia-la-ideologia-de-genero-como-la-moral-del-46562.htm

Un comentario en “Los 5 puntos de la ideología de género.

Deja un comentario y a la mayor brevedad le responderé.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s