¿Sabes por qué Maria Magdalena Ungió a Jesus?


¿Sabes por qué Maria Magdalena Ungió a Jesus?

maria-magdalena

Maria Magdalena

En la profecía mesiánica del Salmo 45, se nos dice que las prendas del Señor olían a mirra y áloe.

Antes de que Jesús fuera sepultado, Nicodemo coloco mirra y áloe sobre su cuerpo. Y usó la misma cantidad que se utilizaba para enterramientos reales – cien libras (45kg) de valor. Con este acto, Nicodemo testificó que él creía que Jesús era un rey.

Juan 19 (RVR 1960)

38 Después de todo esto, José de Arimatea, que era discípulo de Jesús, pero secretamente por miedo de los judíos, rogó a Pilato que le permitiese llevarse el cuerpo de Jesús; y Pilato se lo concedió. Entonces vino, y se llevó el cuerpo de Jesús.

39 También Nicodemo, el que antes había visitado a Jesús de noche, vino trayendo un compuesto de mirra y de áloes, como cien libras.

40 Tomaron, pues, el cuerpo de Jesús, y lo envolvieron en lienzos con especias aromáticas, según es costumbre sepultar entre los judíos.

Ahora medita en esto conmigo: Además del perfume que María derramó sobre él, el cuerpo del Señor estuvo cubierto con 45kg de especias fragantes. Por eso, cuando Jesus resucitó de entre los muertos, Él tenia que haber olido en una forma especial y de seguro Su fragancia se pudo oler desde lejos.

Aun cuando su cuerpo en la resurrección fue y es un cuerpo glorificado, estas especias fragantes nos dejan saber que el Cristo resucitado tiene un olor, que El emite la fragancia eterna de la resurrección. Aleluya!

Ahora no podemos oler físicamente a Cristo hoy, pero nuestros sentidos espirituales pueden detectar el olor de su presencia entre nosotros.

La casa se llenó de la fragancia del perfume.

El sentido del olfato es el más delicado de todos los sentidos humanos. Por ello, recibimos impresiones más allá de nuestra vista y oído. La fragancia no se puede esconder. Cuando se libera, la fragante influencia de Jesucristo no puede ser escondida.

Pero gracias a Dios, el cual nos lleva siempre al triunfo en Cristo Jesus, hoy dia, por medio de nosotros, Cristo manifiesta en todo lugar su olor. Porque nosotros somos para Dios el olor de Cristo entre los que se salvan y entre los que se pierden.

Como A.B. Simpson dijo una vez, “Predicar sin aroma espiritual es como una rosa sin fragancia. Sólo podemos conseguir el perfume al obtener más de Cristo “.

Mat. 26: 6-13 (RVR1960)

6 Y estando Jesús en Betania, en casa de Simón el leproso,

7 vino a él una mujer, con un vaso de alabastro de perfume de gran precio, y lo derramó sobre la cabeza de él, estando sentado a la mesa.

8 Al ver esto, los discípulos se enojaron, diciendo: ¿Para qué este desperdicio?

9 Porque esto podía haberse vendido a gran precio, y haberse dado a los pobres.

10 Y entendiéndolo Jesús, les dijo: ¿Por qué molestáis a esta mujer? pues ha hecho conmigo una buena obra.

11 Porque siempre tendréis pobres con vosotros, pero a mí no siempre me tendréis.

12 Porque al derramar este perfume sobre mi cuerpo, lo ha hecho a fin de prepararme para la sepultura.

13 De cierto os digo que dondequiera que se predique este evangelio, en todo el mundo, también se contará lo que ésta ha hecho, para memoria de ella.

Allí oímos el único sermón que Judas nunca predicó. Después de que María unge los pies de Jesús con perfume, Judas da cuatro palabras de protesta:

“¿Por qué este desperdicio?”

Cuando Judas vio el acto de adoración de María, explotó con la crítica, diciendo: “¿Por qué está siendo tan derrochadora? Usted podría haber ayudado a los pobres con esta pequeña fortuna! ”

Pero María salió en fe. Su acto de amor extravagante era en forma desinteresada, y arriesgó las burlas y abucheos de duras críticas de todos aquellos que la rodeaban.

Pero su amor a Jesus le dio la fuerza para hacerlo.

Sin embargo, su acto fue bruscamente interrumpido por una denuncia mezquina. Su muestra de exquisita devoción expuso su propio corazón y el corazón de Judas, así como los otros discípulos que estaban de acuerdo con él.

Cuando tu te atreves a amar a Jesus públicamente, muchas cosas que están escondidas en los corazones van a salir a la luz. El que tiene amor, brotara amor, pero el que esta lleno de envidia y amargura no podrá ocultarlo.

Judas trató de encubrir el verdadero motivo detrás de su queja ante la retórica piadosa. Fue un caso de juzgar frialdad efusiva con el pretexto de ser espiritual.

Desafortunadamente, Judas no está solo en este comportamiento.

Hay pocas cosas que están tan cercanos al corazón de Dios como ayudar a los desposeídos y oprimidos. Jesús mismo fue un hombre pobre toda su vida. Los pobres eran sus representantes y no sus rivales. Pero tan importante como es el cuidado de los pobres, Jesucristo mismo es aún más importante. Él es más valioso que cualquier ministerio.

Es posible adorar al dios del “ministerio” en lugar de a Cristo. Se que estas son palabras fuertes. Pero por favor, no me sueltes en este momento. Medita conmigo en lo que te comparto, esto te pido aun más si tu eres un ministro de Dios.

El contraste entre María y Judas es dramático. En María, vemos la luz del amor. En Judas vemos la oscuridad del pecado. María ungió a Jesús para el entierro; Judas lo traiciono. María amaba a Cristo en preparación para su muerte; Judas ayudó a provocar su muerte.

Hoy dia, muchos ministros alejan a las vidas de Jesus en lugar de acercarlas a él con sus propias agendas, con sus propios intereses. Se predica muchas veces un evangelio arreglado o modificado para ganar popularidad o vender mas libros. Muchas veces, nos olvidamos que el ministerio es amar.

Hoy dia hay muchas personas mezquinas que les molesta si ven a un pastor o ministro del evangelio vistiendo un buen traje. O se molestan si lo ven guiar un buen auto. Como si fuese pecado el poder disfrutar de algo bueno. Pero en el otro lado de la moneda, hoy dia vemos a muchos ministros que les interesa mas el buen vestir, el buen auto, que a las vidas que se pierden.

Estoy reconfortado al saber que Jesús es un defensor de todos los que le dan el lugar de preeminencia. Se levanta a la defensa de todas las María. Porque ahí es donde se marca la diferencia, en quien o que es tu interes principal. En otras palabras, cual es tu motivación para hacer lo que haces, y que te da alegría, verdadera alegría, al final del día, que es lo que hace que te sientes realizado.

Mientras que María fue malinterpretada y denigrada, nunca se justifico ni se defendió a ella misma. A pesar de que sólo habla una vez en los Evangelios, el legado de su vida dice mucho a través de sus acciones.

Y su acto de amor es un caso entre varios donde una mujer hizo algo bien y donde muchos hombres se equivocaron. Cada discípulo de Cristo tiene mucho que aprender de María.

¿Por qué este desperdicio?

Lo que le damos a Cristo es el valor que Cristo nos dio a nosotros. El valor de lo que Jesus nos da no se puede calcular. Y nada es demasiado valioso para Él. María entendió esto. Yo me pregunto y me analizo en si nosotros tambien llegaremos a entender algo tan grande.

Consciente de las críticas que se estabilizó en su contra, Jesús dijo: “¿Por qué molestáis a esta mujer? pues ha hecho conmigo una buena obra.”

Y esa debe ser la intención en todo lo que hacemos y en forma especial, en todo lo que hacemos para Dios y su pueblo. ¿Lo que hemos hecho, edifica? ¿Es una buena obra? ¿Ayuda a otra persona a estar mas cerca de Dios y ser un poquito mas feliz?

El Señor estaba diciendo simplemente: “Yo valgo mucho más que este perfume. Los pobres siempre estarán presente, y ustedes pueden ayudarles cuando deseen. Pero no siempre me tendréis con vosotros en carne “.

Siempre habrá personas pobres en la tierra. Por tanto, yo te mando a que ayudes con manos abiertas a tus hermanos y a los pobres y necesitados de tu tierra.

¿Qué es el desperdicio? Se está dando más de lo necesario. Desperdicio es cuando le damos un diamante a un perro. Es cuando le damos algo de valor a lo que es inferior en valor. Cuando algo de valor podría ser mejor gastado en otro lugar, lo llamamos desperdicio.

Lo que Judas y los otros estaban diciendo en realidad era “El Señor no vale la pena.”

Cada vez que oigas la queja “¿Por qué estas desperdiciando?” Examina cuidadosamente y considera si tu estás escuchando el evangelio de Judas o el evangelio de Cristo.

Si es así, entonces la respuesta del Señor es:

“Déjalo solo …”

“Déjala sola …”

“Él está haciendo una cosa hermosa para mí.”

“Ella está haciendo una cosa hermosa para mí.”

Lo que algunos consideran ser desperdicio es hermoso en los ojos del Señor. La verdad es que la única manera de no desperdiciar tu vida es desperdiciandola en Jesucristo!

Por lo tanto la respuesta a la pregunta “¿Por que este desperdicio?” Es simplemente “Porque Cristo es digno.”

A Jesús le dieron regalos costosos cuando entró a este mundo. Y le dieron regalos costosos cuando estaba a punto de salir de el. Hoy en día, Él sigue siendo digno de lo mejor que tenemos.

Es posible amar el acto de adoración y alabanza cantando canciones al Señor más que amar al Señor mismo. Es posible que un Salmista de Dios ame mas el aplauso, el vender su música, que la misma adoración que supuestamente le esta ofreciendo a Dios.

Es posible amar a argumentar a favor de Dios (apología), evangelizar sobre Dios, predicar acerca de Dios, escribir acerca de Dios y estudiar sobre Dios (el análisis de la Biblia), más que amar a Dios mismo.

Todas estas cosas son buenas, por supuesto. Pero si no nos llevan a la persona real de Cristo, pueden convertirse en ídolos. Si nuestros corazones se despiertan para descubrir el valor real de Jesús, vamos a ser capaces de poner todas las cosas a sus pies. Aquí reside el antídoto a ser un cristiano tibio.

Nuestros ojos deben estar abiertos para contemplar su gloria incomparable. Una vez que eso sucede, nos daremos cuenta de que nada es demasiado bueno para él, y vamos a desprendernos de nuestro letargo espiritual.

Esto, de hecho, fue la gran oración de Pablo en Efesios. Que Dios conceda a nosotros el “espíritu de la sabiduría y la revelación en el conocimiento de él.”

Cuando nuestro amor a Cristo es nuestra verdadera motivación en lo que hacemos, nuestras cajas de alabastro ceden voluntariamente ante la visión de Su valor incomparable.

Como un amigo mío dijo una vez: “El momento en que Él me liberó, fue el momento en que Él me cautivo.”

——————–

http://aihca.org/maria-magdalena/

2 comentarios en “¿Sabes por qué Maria Magdalena Ungió a Jesus?

  1. No fue María Magdalena si usted ve Juan 11:1-3 y Juan 12:1-15 es María se Betania el personaje central es Lázaro que la gente iva a ver pues había resucitado Mateo 26;6

    Me gusta

    • Suelen confundirse porque ambas entraron en casa de un Simón, pero María de Magdala entró a casa de Simón el fariseo, un muy mal ejemplo de hospitalidad, porque pasó por alto muestras de atención a su invitado, pero la mujer pecadora fue quien se las brindó. El otro era Simón uno que había sido leproso, y allí estaba Marta sirviendo, como siempre, Lázaro de regreso de la muerte, y la contemplativa y sensible María de Betania hermana de Marta y Lázaro adorando con su ofrenda al Dios de la Resurreción y la vida, quien iba camino a Jerusalén a morir.

      Me gusta

Deja un comentario y a la mayor brevedad le responderé.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s