Historia de la Iglesia: Clericalismo parte 5


Historia de la Iglesia: Clericalismo parte 5

Autor: Paulo Arieu

¡Qué contraste con las enseñanzas del humilde galileo! (J.Baker)

RAZONES DE LA EXTENSA CORRUPCIÓN DEL CRISTIANISMO

Baker, comenta que

“Es imposible, por supuesto, sondear enteramente los diversos factores interactivos que movieron el desarrollo cristiano en la dirección que tomó. Las siguientes sugestiones sencillamente mencionan los elementos más obvios que desviaron al cristianismo de su pureza original.” [0]

Veremos las razones a la luz de la época, que permtieron sucediera esto,cita Baker: 1) Gran crecimiento 2) Persecución Pagana 3) conflictos internos 4) Rivalidad eclesiastica

1. Gran crecimiento

El crecimiento del cristianismo en los tres siglos que siguieron a la muerte de Cristo fue fenomenal. No se pueden dar cifras con exactitud, pero algunos piensan que para el tiempo de Constantino (323) los cristianos eran de cinco a diez millones. Desde un punto de vista humano, este gran crecimiento puede explicarse por tres factores generales:

a) El paganismo había fracasado como respuesta a las necesidades del hombre. El racionalismo griego había vaciado los cielos paganos. Los hombres dejaron de creer completamente en las leyendas supersticiosas que no tenían poder ni para afectar la vida diaria ni para prometer cosas buenas para el futuro. En el vertiginoso remolino de fomento político, económico y social que amenazó a los hombres en los primeros siglos cristianos, los sistemas religiosos paganos guardaron silencio.

b) El mensaje cristiano era positivo y eficaz. El contenido de las enseñanzas de Cristo atraía los corazones hambrientos de los hombres en todas partes. Los paganos podían ver lo que el cristianismo significaba al observar la vida de los cristianos. El amor era el tema de sus vidas. Cuando tenían que morir en los diversos períodos de severa persecución, los cristianos respondían con fe y valor. Los paganos sólo podían explicar tal espíritu en términos del poder de Dios.
Finalmente, el celo de los cristianos por testificar de Cristo era arrollador. Al contrario de los paganos, los cristianos insistían en que todas las religiones no eran de igual valor; o se acepta a Cristo como Salvador o se pierde uno, era la convicción del cristiano. Cada cristiano era un misionero, cada bocacalle un púlpito, cada persona un candidato. Había un sentimiento de urgencia en el testimonio cristiano. Conscientes del mandato de Cristo de velar y obrar, los cristianos trabajaban con el sentimiento de que el Señor regresaría en cualquier momento. Como consecuencia ellos rogaban con fervor y convicción personales.

El notable crecimiento que siguió fue uno de los factores que ayudaron a corromper la pureza original del movimiento cristiano. Incuestionablemente promovió el desarrollo del poder del obispo. Su prestigio se acrecentó cuando un gran número de convertidos hicieron del cristianismo la religión de la mayoría de la gente en muchas áreas. Estos convertidos no fueron sacados todos de las clases bajas. La educación, la riqueza y el gobierno civil pronto fueron alistados en la causa cristiana, trayendo al obispo sobreveedor nuevas armas poderosas y amigos influyentes.

El crecimiento también aumentó el peligro del sacramentalismo. Un gran número de paganos se congregaron a las puertas de la iglesia cristiana y fueron admitidos mediante el uso de los sacramentos mágicos. Grandes masas de paganos sin regenerar fueron introducidos a las iglesias de esta manera. Los cristianos precavidos veían inquietos cómo estos paganos introducían ideas del fondo de su preparación religiosa primitiva. Con otros factores, esta situación
llevó al monasticismo, al huir los cristianos de las iglesias paganizadas para encontrar pureza y espiritualidad en las cuevas del desierto.

c) El influjo de los grandes números en las iglesias cristianas promovió el desarrollo institucional del cristianismo. Los niños y los paganos no iniciados requerían extensa instrucción en ritual y doctrina. El rociamiento de agua sobre
ellos no podía traer un nuevo corazón; se esperaba que la amplia instrucción los hiciera buenos cristianos.

2) Persecución Pagana.

La oposición externa al cristianismo,  fue también un factor contribuyente a los cambios ocurridos en el cristianismo. ¿Cuál debiera ser la actitud de la iglesia hacia un miembro que, cuando es sometido a tortura física por autoridades seculares niega a Cristo y entrega las preciosas Escrituras cristianas para destruirlas? Esto ocurrió muchas veces en períodos de severa persecución durante los primeros tres siglos. Las dos pruebas más severas vinieron alrededor de 250 y 300 durante las persecuciones de Decio y Diocleciano. Muchos cristianos nominales desertaron durante estos períodos. En general, después de cada período de persecución, cinco grupos bastante diferentes podían nombrarse.

a) Había los mártires, los que habían rehusado poner una brizna de incienso sobre el altar del emperador romano y negar a Cristo, y que eran matados.
b) Había los confesores, que eran sinceros a Cristo pero, por influencia local o indulgencia no eran llevados a la muerte. Algunas veces eran cegados o mutilados.
c) Había apóstatas que negaban a Cristo y ofrecían incienso sobre el altar del emperador.
d) Había los falsificadores, que por cohecho o por compromiso pasivo recibían certificados de los oficiales imperiales declarando que ellos habían ofrecido incienso pagano y habían renegado de Cristo, aunque éste no era realmente el hecho.
e) Había los infieles, que habían entregado las verdaderas Escrituras a los oficiales.

Los líderes primitivos estaban divididos sobre cómo tratar a los apóstatas, los falsificadores y los infieles. Algunos, como Montano, Novaciano y Donato,querían excluirlos para siempre de la iglesia; otros, como Cecilio y Calixto,
querían dejarlos regresar a la iglesia después de evidencias de arrepentimiento.

Se sugirieron varios planes para aceptar nuevamente a los ofensores. Un sistema les permitía arrodillarse fuera del templo y dar evidencia de aflicción por todo un año, éstos eran llamados plañideros; el siguiente año se les permitía entrar al templo y escuchar el culto, de aquí que se les llamara oyentes; el siguiente año podían arrodillarse durante el culto hasta la hora de la cena del Señor, cuando debían salir, éstos eran llamados los que se arrodillan; el cuarto año se les permitía estar de pie durante el culto, eran llamados los parados; y finalmente, eran admitidos a la Cena y restaurados en la comunión.

Fácilmente puede verse cómo tal sistema exageraría la naturaleza de la iglesia como una institución salvadora; de otra manera los esfuerzos tan extenuantes por regresar a su comunión difícilmente valdrían la pena de ceremonias tan prolongadas. La persecución también alentó otros elementos que contribuyeron a la corrupción del cristianismo, tales como el deterioro que siempre viene de la guerra literaria, la centralización de la autoridad eclesiástica en el obispo para
hacer frente a las amenazas de los perseguidores, y el desarrollo de la actitud de que la coerción física era el mejor medio de tratar a los disidentes.

3) Conflictos Internos.

Uno de los factores más importantes en la corrupción del cristianismo fue la serie de controversias internas descritas en el capítulo anterior. Mientras que oficialmente condenaba muchas de las perversiones heréticas, el cristianismo inconscientemente absorbió algunas de las enseñanzas que tan ampliamente se propagaban mediante esas controversias. La doctrina de los pecados mortales y veniales fue tomada del montanismo, y también los énfasis ascéticos y monásticos. El gnosticismo había enseñado que había una serie de personas mediadoras entre el hombre y Dios; la idea de santos mediadores que invocaran las bendiciones de Dios creció en el cristianismo. El poder mágico de las ordenanzas que las cambió a sacramentos vino sin refinar del paganismo. Las ideas judías apresuraron el desarrollo del sistema sacerdotal. El gobierno romano secular proveyó un modelo de organización que fue duplicado por la monarquía eclesiástica que se desarrolló en siglos posteriores. La expresión de la verdad cristiana en terminología filosófica era inevitable en el curso de las diversas controversias, pero sirvió para barnizar la espiritualidad con argumentos. Las diversas luchas internas tuvieron un gran papel en el engrandecimiento de la estatura del obispo, puesto que él era el llamado a ser el campeón de la ortodoxia.

4) Rivalidad Eclesiástica.

Debe recordarse que el oficio de obispo había sido separado del de presbítero o sacerdote y había llegado a ser sucesivamente el poder gobernador en una iglesia local, la cabeza eclesiástica de una diócesis (una ciudad) y el príncipe espiritual de un territorio, a veces de toda una provincia. El crecimiento de concilios o sínodos para consejo y ayuda mutua relacionó a los obispos entre sí y alentó la oportunidad de un liderato más amplio para los obispos más dotados. Una de las prácticas comunes durante las controversias era que uno de los partidos se asegurara la reacción favorable de uno o más obispos fuertes antes de que estallara el conflicto. Esto aseguraba aliados, pero también acrecentaba el prestigio e influencia de los obispos a quienes se había apelado, porque les daba la oportunidad de actuar como jueces.

Conclución:

Vemos que para el año 325 los obispos más influyentes en el mundo mediterráneo eran los de Roma, Antioquía y Alejandría. Ya estos obispos estaban luchando por elevarse al lugar ocupado por éstos. La rivalidad intensa avivó las llamas de la ambición. La recriminación, la condenación, y la falsificación ultrajante de documentos oficiales en un esfuerzo por obtener el primer lugar caracterizó esta lucha entre obispos.

¡Qué contraste con las enseñanzas del humilde galileo!

———-

Notas

[0] Robert A. Baker, Compendio de Historia cristiana, pag.  , Casa Bautista de Publicaciones

B. consultada

Robert A. Baker, Compendio de Historia cristiana, Casa Bautista de Publicaciones

Deja un comentario y a la mayor brevedad le responderé.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s